Local

El Consistorio ayudará a la familia de la mujer fallecida en el tiroteo

Multitud de vecinos acudieron ayer al funeral de Concepción Barrerio para darle el último adiós

el 26 may 2012 / 19:08 h.

TAGS:

Un Policía Nacional y un miembro del 061 cubren la zona donde falleció Concepción Barreiro. / Juan Ferreras (efe)

La muerte de Concepción Barreiro, la vecina de San Juan de Aznalfarache de 54 años, que el viernes falleció de un disparo en el tiroteo surgido tras un atraco en una sucursal bancaria de la localidad, ha sido un duro golpe tanto por las circunstancias en las que se produjo su muerte como por la situación familiar de esta mujer, ya que era la encargada de cuidar a su madre de avanzada edad y a un hijo tetrapléjico, de 34 años.

Ante esta situación, la Diputación de Sevilla, la Junta de Andalucía, el Ayuntamiento y otras entidades se han ofrecido para prestar asistencia y atender a esta familia, "aunque no será lo mismo, porque el cariño de una madre, que está las 24 horas con su hijo, nada lo puede suplir", señaló emocionado el alcalde de San Juan, Fernando Zamora (PSOE), quien aclaró que el Consistorio prestaría el mismo apoyo a cualquier familia de la localidad en su misma situación.

Mientras, el laboratorio de balística de policía científica continúa analizando el proyectil extraído del cuerpo de Concepción para determinar si la bala procedía del arma de uno de los dos atracadores, uno de ellos también resultó herido, o de la de uno de los agentes de la Policía Local que acudieron a la llamada de auxilio de una sucursal de Banca Cívica, donde se produjo el atraco.

Fuentes de la Policía Nacional informaron de que hasta la próxima semana no estarán los resultados de la investigación. Asimismo, indicaron que el delincuente detenido, Juan Marco G.J, nacido en 1953 y con 20 detenciones anteriores, pasará mañana lunes a disposición judicial, mientras que el herido, Francisco R.G., nacido en 1963 y con otros 16 arrestos, el última de ellos por malos tratos, sigue ingresado en el hospital Virgen del Rocío bajo custodia policial.

La muerte de Concepción ha sido un verdadero mazazo para sus vecinos que ayer abarrotaron la iglesia de San Juan Bautista, donde a las 11.30 hora se celebró una misa por esta mujer. Posteriormente, fue enterrada en el cementerio municipal.
"Era muy querida y conocida por todos, porque era una mujer honrada, trabajadora y luchadora", manifestó Zamora, quien remarcó que Concepción pertenecía a una familia muy extensa de San Juan y de toda la vida del Barrio Bajo, "por eso una multitud de personas han ido a arroparles".

El alcalde recordó que además de los tres días de luto que decretó el Gobierno local, "con todo el apoyo y respaldo de IU y PP", también se han suspendido todos los actos institucionales de este fin de semana, "e incluso muchas asociaciones han cancelado sus actividades lúdicas, entre ellas la Iglesia Evangélica de Mairena del Aljarafe, que están muy vinculada a San Juan".

Agentes con experiencia. Por otra parte, y sobre la posibilidad de que el Ayuntamiento abra una investigación interna sobre lo ocurrido, el alcalde descartó esta posibilidad, "porque estamos en las mejores manos como son el juez del caso y la policía científica". Zamora reiteró que no quiere hacer ningún tipo de "cábalas" y que será la investigación que lleva la policía científica la que deberá determinar qué es lo que realmente pasó en el tiroteo. Asimismo, resaltó que los dos agentes implicados en el incidente son dos policías con una gran trayectoria laboral, uno con 25 años de experiencia y otro con más de 10. "Ahora lo primero es arropar a la familia de la fallecida que son los que realmente necesitan que se les ayude tras el trágico suceso", concluyó.

El tiroteo se produjo cuando agentes de la Policía Local sorprendieron a dos atracadores, con numerosos antecedentes por el robo de coches o tráfico de drogas, cuando salían de la oficina. En ese momento se inició un tiroteo cruzado entre policías y detenidos, alcanzando uno de los disparos a Concepción, que se encontraba en una parada de autobús cercana para acudir al centro de salud.

  • 1