Local

El Consultivo aconseja no revisar la licencia de obras de Marchena objeto de una denuncia de la Fiscalía

el 05 may 2010 / 13:32 h.

TAGS:

El Consejo Consultivo de Andalucía (CCA) se ha pronunciado  "desfavorablemente" en cuanto a la "revisión" planteada por el  Ayuntamiento de Marchena (Sevilla), gobernado por Juan Rodríguez  Aguilera (PA), sobre una licencia de obras otorgada en 2007 por el  anterior Equipo de gobierno para levantar una iglesia, además de un  edificio residencial, en suelos destinados a "equipamientos de áreas  libres o zonas verdes", dado que el organismo que preside Juan Cano  Bueso entiende que no se ha "sacrificado el interés público".

La resolución del Consejo Consultivo de Andalucía, fechada el 14  de abril de 2010 y recogida por Europa Press, rememora que el 13 de  junio de 2007, cuando Juan Antonio Zambrano (PSOE) gobernaba la  localidad, la Junta de Gobierno Local concedió una licencia de obras  para la construcción de un templo parroquial en el barrio de Madre de  Dios, toda vez que a raíz de la denuncia de un particular, un informe  del arquitecto municipal fechado el 6 de noviembre de 2009 constató  que los suelos en cuestión pertenecen a "una parcela destinada a  equipamientos del tipo áreas libres o zonas verdes".

El informe del arquitecto, así, reconoce que "no sólo se trata de  una incompatibilidad de usos, sino que se ha introducido un uso  lucrativo con aprovechamiento urbanístico sobre un suelo reservado  para espacios libres o zona verde", según figuraba precisamente en el  planeamiento urbano.

"NULIDAD DE PLENO DERECHO" Y DENUNCIA DE FISCALIA

Ya el 18 de enero de 2010, el vicesecretario general del  Ayuntamiento de Marchena emitió un informe que, a tal efecto,  advertía de la "nulidad de pleno derecho" en el que incurría la  concesión de la mencionada licencia de obras, extremo que supuso que  el pleno celebrado el pasado 28 de enero acordase iniciar un  procedimiento de revisión de oficio del mencionado acto  administrativo. En este trámite, de hecho, el vicesecretario general  propuso desestimar las alegaciones del beneficiario de la licencia,  Tomás J.G., y declarar nula la licencia de obras otorgada el 13 de  junio de 2007.

Al respecto, cabe recordar que la Fiscalía de Medio Ambiente,  Urbanismo y Patrimonio Histórico ha formulado denuncia contra todos  los miembros de la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Marchena que  aquel 13 de junio de 2007 votaron a favor de la concesión de la  licencia, así como contra Tomás J.G., el arquitecto A.P.L.; los  representantes de la promotora y los técnicos municipales que  hubieran informado favorablemente sobre la entrega de la licencia en  cuestión.

La resolución del Consejo Consultivo, ya expuesta en el último  pleno del Ayuntamiento, señala que, efectivamente, la licencia de  este templo religioso "se concede sobre una parcela calificada como  área libre/zona verde", toda vez que fue en la elaboración del  estudio de detalle cuando se introdujo "una franja para uso  residencial". De tal manera, parte el CCA de que "toda dotación  pública ha de merecer un tratamiento protector, tanto en su modalidad  de zona verde o espacio libre, como en su modalidad de equipamiento  público".

"SATISFACE IGUALMENTE EL INTERES GENERAL"

Y es que el Consejo Consultivo zanja que "no cabe duda de que  tanto zonas verdes como equipamientos públicos satisfacen el interés  público de expansión ciudadana y de prestación de servicios", porque  en el caso en cuestión, "se trata de una parcela de espacios libres o  verdes, reservada para atender las necesidades de expansión  ciudadana, sobre la que se ha otorgado licencia para un equipamiento  religioso-social que satisface igualmente las necesidades de interés  general".

Por eso, el CCA resuelve que la licencia "contraviene el  planeamiento urbano" y constituye "un acto contrario al ordenamiento  jurídico", pero "no sacrifica el interés público", toda vez que "no  comporta una supresión total" de la parcela de zona verde al quedar  "exentos" dos de sus tres partes. Por eso, el CCA se pronuncia de  forma "desfavorable" a la revisión de la licencia, posicionamiento  que ha hecho suyo el pleno del Ayuntamiento al aprobar en su última  sesión que "no procede la nulidad de la licencia" dada esta  resolución del Consultivo.

  • 1