Deportes

El cuarto portero del Madrid, loco por el Betis

Tomás Mejías fue ofrecido por el club blanco y Calderón decidirá. No ha jugado en toda la temporada, después de ser titular en el Castilla de Jesé y Morata que subió a Segunda.

el 21 ene 2014 / 23:55 h.

tomasmejiasLa visita del Real Madrid a Heliópolis facilitó lógicamente conversaciones entre las cúpulas dirigentes de ambos clubes relativas a jugadores que pudieran entrar en alguna operación encaminada a reforzar al Betis en este mercado de invierno. La secretaría técnica verdiblanca ya contactó en verano para conocer la posibilidad, especialmente, de contar con algunos de los canteranos blancos que iban a tener, previsiblemente, pocos minutos de juego en el primer equipo, caso de Nacho Fernández o de Casemiro, jugadores por los que de nuevo se ha vuelto a preguntar con la misma respuesta que entonces. Especial interés por el centrocampista brasileño, que de tener un protagonismo inesperado en la pretemporada ha pasado a no contar prácticamente con ningún minuto en liga (jugó en las tres primeras jornadas, incluido media hora ante el Betis en el Bernabéu, y después sólo en Almería). Y eso que Carlo Ancelotti ha perdido para toda la temporada al internacional alemán Sami Khedira, por una lesión de rodilla, pero el cambio de esquema, que ha pasado de un doble pivote por delante de la defensa a un 4-3-3 le ha dejado casi en el ostracismo. Sólo cuenta para la Copa del Rey (jugó los dos partidos completos ante el Xátiva y tuvo minutos ante Osasuna en octavos), aunque ayer no estuvo ni en el banquillo en Cornellá-El Prat,  y en alguna ocasión en la Champions (ha jugado ante Galatasaray 58 minutos y 10 ante Copenhague). Aún así, Ancelotti no quiere desprenderse de él en previsión de alguna lesión más en una temporada tan cargada. Es la misma situación de un jugador del Atlético de Madrid, el francés Guilavogui, al que Simeone es reacio a abrir la puerta pese a que no juega. El Madrid sí ha hablado con el Betis de la posibilidad de cederle a Tomás Mejías, cuya situación en el club blanco es un tanto extraña. Después de ser titular en el Castilla que subió a Segunda, junto a los Morata, Jesé y compañía, en verano le dijeron que se buscara equipo, dado que los técnicos querían dar paso a Fernando Pacheco. Yáñez es el suplente. Entrena con el primer equipo, donde es el cuarto meta, tras Diego López, Casillas y Jesús Fernández. No ha jugado ni un minuto esta temporada. El madrileño, de 24 años y 195 cms, que acaba contrato en junio, estaría encantado de recalar en el Betis como cedido y firmar después un contrato. Como en el caso de Cristian Erbes, Gaby Calderón deberá decidir, pero no parece que entre en el perfil del meta que requiere una situación como la del Betis, por su inexperiencia.

  • 1