Local

El debate del error de Bellavista

La cita en TVE logró un 6,3 de cuota, fue la cuarta opción y retuvo a casi 117.000 espectadores.

el 13 may 2011 / 20:02 h.

TAGS:

Juan Espadas, Antonio Rodrigo Torrijos y Juan Ignacio Zoido, en el plató de TVE antes del debate.
Mientras que Juan Ignacio Zoido trató de restarle importancia, Juan Espadas y Antonio Rodrigo Torrijos hicieron ayer un balance positivo del primer gran debate televisivo de la campaña. No tanto porque consiguieran marcar un discurso propio -que en parte lo hicieron especialmente el candidato de IU- sino por la "debilidad" que apreciaron en su adversario. Un error, un fallo de Zoido se convirtió en el símbolo de esta confrontación y probablemente será uno de los mensajes más recurrentes de lo que queda de campaña. El candidato del PP empezó a describir su última visita a Bellavista, denunció su mal estado, la falta de inversión y la ausencia de infraestructuras. Y cuando Torrijos le empezó a responder, se dio cuenta. Se había equivocado. Él no estuvo en Bellavista el día anterior, sino en Su Eminencia. "Una traición del subconsciente", según el candidato socialista; un "reflejo de un modelo de hacer política que esconde un desconocimiento de la Sevilla real", señaló el cabeza de lista de IU.


La satisfacción de PSOE e IU vino respaldada por los datos de audiencia registrados por un debate cuya organización y diseño no parecían precisamente pensados para esto. Logró una media de 117.000 espectadores durante su emisión y alcanzó una cuota de audiencia de un 6,3. Fue así la cuarta opción de los televidentes andaluces a medianoche, detrás de Supervivientes de Telecinco, la película de Canal Sur y Mentes Criminales. La audiencia además se mantuvo constante durante toda la emisión. Empezó con un 6,3 y llegó a alcanzar un 6,9. Ni los largos monólogos de unos y otros lograron recortar una audiencia, en su mayoría de edades comprendidas entre 45 y 64 años.

Si a alguien benefician en estos momentos los debates es a Juan Espadas, el único candidato nuevo y el que tiene un nivel más bajo de conocimiento. Ayer, el cabeza de lista de los socialistas celebró el resultado, pero con matices: "Tuve menos tiempo porque el moderador no los repartió bien. Pero se evidenció la falta de credibilidad de Zoido. Donde gobierna no hace lo que dice y todo son incoherencias".

Antonio Rodrigo Torrjios, mucho más suelto y mejor situado que en el debate anterior de Giralda TV, fue más contundente en su valoración: "Quedó claro que Zoido, más allá del dicurso y la palabrería, no tiene ni una sola propuesta para la ciudad. Sus propuestas son cartas a los Reyes Magos, no tienen presupuesto. Se le notó como un boxeador noqueado que pide la hora para acabar el combate". El candidato de IU fue crítico también con el candidato del partido de su socio de gobierno con quien se enzarzó por el modelo económico: "Insiste en el error de pedir Economía y Empleo como guiño a los empresarios, pero le recuerdo que este área ni siquiera existía antes de IU. Nosotros conseguimos marcar nuestro perfil propio y soberano".

Juan Ignacio Zoido, sin embargo, restó importancia al debate. "Llevo ya cuatro, y me quedan dos -realmente sólo con PSOE e IU sobre política general y le queda uno más en televisión y otro en radio-. Se muestra que Espadas y Torrijos no tienen más ilusión que sumar entre los dos votos para quitarme el gobierno. Son herederos de este gobierno local".

  • 1