martes, 11 diciembre 2018
00:07
, última actualización
Local

El Defensor alerta de que la crisis favorece las ludotecas ilegales

Ofrecen precios más bajos al incumplir las exigencias normativas y Maeztu pide control.

el 31 ago 2014 / 21:45 h.

TAGS:

CURSO ESCOLAREl Defensor del Menor lleva años denunciando en sus informes la competencia desleal y la confusión que genera el funcionamiento de ludotecas que se ofertan como servicios de guardería y que si en ejercicios anteriores cubrían el déficit de plazas existente, ahora con la crisis económica siguen funcionando ya que pueden ofrecer precios más bajos al no cumplir los requisitos exigidos por el Decreto aprobado por la Junta en 2009 por el que solo pueden dar estos servicios los centros autorizados. El Defensor, Jesús Maeztu, denuncia que siguen funcionando «determinados espacios o instalaciones en los que, bajo la cobertura de una simple licencia municipal de actividad, se viene prestando el servicio de atención socioeducativa», en muchos casos generando confusión entre simples ludotecas y escuelas infantiles. De hecho, en su último informe, da cuenta de la denuncia de una asociación de padres de Alcalá de Guadaíra que habla de hasta 12 centros de este tipo en la localidad, si bien tras la queja de esta institución, la administración tomó cartas en el asunto. Para Maeztu, frente al «loable» interés de los profesionales del sector por defender el sometimiento de las escuelas infantiles a la legalidad vigente para «proteger los derechos e intereses de los menores que reciben directamente dicha atención, no podemos obviar la realidad de que en parte del interés existe un trasfondo económico, igualmente respetable y defendible». La situación de crisis actual hace a muchas familias «buscar otras alternativas más económicas» en centros que si «no han asumido el incremento de coste que supone la adecuación de sus instalaciones, mobiliario y de cualificación de su personal a las exigencias legales, el servicio será ofrecido por un coste sensiblemente inferior al de una plaza» en las guarderías autorizadas. No obstante, el Defensor señala que «porque se ha de asegurar el bienestar de los menores, y porque el servicio de atención socioeducativa es una actividad reglada, la Administración educativa ha de velar por el cumplimiento de la normativa vigente y ejercer con rigor sus competencias de inspección y supervisión de todos los centros en los que presta dicho servicio» e insta a dejar clara la diferencia entre ludotecas y guarderías y a regular las primeras evitando que se oferten como escuelas infantiles y supervisando sus condiciones ya que igualmente son centros que atienden a menores.

  • 1