Economía

El elevado precio del petróleo eleva un 52% el déficit comercial andaluz

Un petróleo por las nubes y un euro revalorizado respecto al dólar, que encarece las exportaciones desde Europa, hicieron que la balanza comercial andaluza con el exterior se disparara (51,5%) en el primer semestre y cuadruplicara el ritmo que presentaron los números rojos en el conjunto del Estado (11,4%).

el 15 sep 2009 / 10:20 h.

Un petróleo por las nubes y un euro revalorizado respecto al dólar, que encarece las exportaciones desde Europa, hicieron que la balanza comercial andaluza con el exterior se disparara (51,5%) en el primer semestre y cuadruplicara el ritmo que presentaron los números rojos en el conjunto del Estado (11,4%).

Con un oro negro batiendo continuos récords a lo largo del primer semestre de 2008, en un país, España, que de crudo tiene más bien poco su balanza comercial no tenía más remedio que empeorar, pero lo hizo sobre todo en una comunidad, la andaluza, que acoge dos recintos petrolíferos. En cambio, Sevilla camina hacia el superávit en sus relaciones con el exterior, según el balance difundido ayer por el Ministerio de Industria.

En concreto, el déficit comercial (diferencia entre exportaciones e importaciones) de Andalucía se incrementó un 51,5% entre los meses de enero y junio de este año respecto al mismo periodo del pasado, hasta los 4.872,2 millones de euros. Mientras que las ventas al exterior crecieron un 10,10% (con 8.971,80 millones), el ritmo de las compras (13.844 millones) fue el doble, un 21,8%.

El peso de la factura energética sobre la balanza comercial andaluza se revela con toda intensidad justo en las dos provincias en las que Cepsa tiene sus complejos petroquímicos, la onubense (27,8% más de déficit) y la gaditana (sus números rojos escalaron un 60%). El lógico motivo, la adquisición de crudo para las refinerías de esta empresa.

En cambio, saldo positivo (superávit) arrojaron Almería, Jaén y Córdoba, provincias con un gran peso agrario, y es precisamente el comercio agroalimentario el que siempre arroja cifras positivas en esta comunidad.

Sevilla, asimismo, se aproxima también a las puertas del superávit, según los datos del Ministerio de Industria. Así, sus exportaciones se apuntaron un 13,2%, hasta 1.505 millones de euros, mientras que las importaciones lo hicieron la mitad, el 7,7%, con 1.577,40 millones. De esta forma, el déficit se redujo un 46,5% para quedar en los 72,4 millones.

¿Por qué esa positiva evolución de la provincia de Sevilla? Al analizar el comportamiento de los distintos sectores, el agroalimentario experimentó un crecimiento del 12,9%, hasta los 814,68 millones, un 66% lo hicieron las semimanufacturas (aquí entran desde el acero hasta el hierro, pasando por los productos químicos) y un 2,8% arrojaron los bienes de equipo, si bien su principal apartado, el de la aeronáutica, bajó, desde 168,04 millones a 147 millones.

En el caso de Andalucía, industria alimentaria y energía fueron, en el semestre citado, los sectores con mejor evolución, tras aumentar un 9,6% (3.369,57 millones) y el 47,46% (1.042,99 millones), respectivamente. Esta última actividad la acapara el negocio exportador de Cepsa desde sus refinerías andaluzas, y, como dato curioso, los 32,9 millones de euros (22,65 millones un año antes) que aportó entre enero y junio la conexión eléctrica con Marruecos a través de Tarifa.

El encarecimiento de los productos energéticos continúa elevando el déficit comercial español, que sumó en el primer semestre del año 51.502 millones de euros, el 11,4% más que en el mismo periodo de 2007.

El elevado precio del petróleo -en junio el Brent, de referencia para Europa, superó el listón de los 140 dólares por barril- y de sus derivados elevó las importaciones de productos energéticos a 29.688,5 millones, el 55,6% más que un año antes, e hizo que los productos energéticos representaran casi la mitad de los números rojos.

El déficit comercial exterior de enero a junio fue resultado de unas exportaciones de 97.480,4 millones, que crecieron un 6,40%, y de unas importaciones de 148.982,8 millones de euros, el 8,1% superiores a las contabilizadas en el primer semestre de 2007.

  • 1