Local

El etarra de la bicicleta lideraba tres 'taldes' listos para atentar

Saura rectifica y dice que la banda terrorista sí tenía intención de establecer una base logística en Cataluña.

el 18 feb 2010 / 21:24 h.

TAGS:

El ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, y su homólogo luso, Rui Pereira.

El presunto etarra Ibai Beobide, que ingresó ayer en prisión por orden del juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno, era el encargado de dinamizar y coordinar al menos tres taldes de ETA, que disponían de armas y 150 kilos de explosivos para atentar "en cualquier momento".

Fuentes de la lucha antiterrorista informaron de que la Guardia Civil está tratando de localizar esos explosivos que -según la declaración del propio Beobide- habrían sido ocultados en varios zulos en Vizcaya.

Así consta en el auto dictado por el juez, en el que destaca que Beobide Arza, detenido por la Guardia Civil el pasado sábado cuando iba en bicicleta, y los otros cuatro presuntos terroristas que fueron arrestados dos días después en las localidades guipuzcoanas de Hernani y Segura, formaban una "completa infraestructura que podría llevar a cabo acciones terroristas en cualquier momento".

Moreno detalla que los tres grupos liderados por Beobide Arza eran: el Imanol, que tendría 50 kilos de amonal y 60 de cloratita, detonadores, pentrita y cordón explosivo; Ezpala, con unos 40 kilos de explosivos, y otro más sin denominación conocida. El etarra fue captado en 2007 por ETA y en 2008 formó un talde legal (de no fichados). Tras detectar seguimientos policiales a principios de 2009, el grupo decide separarse y esconderse en Orleans (Francia), donde Beobide Arza realizó cursillos de formación sobre explosivos.

A finales de 2009, la banda le propuso regresar a España para "dinamizar y coordinar" los tres taldes mencionados. Para ello el etarra se alojó en Hernani, en un domicilio que ayer fue registrado. La Guardia Civil tiene constancia de que el inmueble podría haber servido de refugio a Joane Larretxea y a Jurdan Garitagoitia, dos etarras que participaron en el asesinato del empresario vasco Ignacio Uría en 2008.

Pero no sólo en el País Vasco se organiza ETA. El consejero catalán de Interior, Joan Saura, informó ayer de que el supuesto etarra Faustino Marcos, detenido el martes en Girona, declaró tras su arresto que pretendía montar "un almacén logístico" en Barcelona y en Girona. Tras descartar el miércoles que la banda quisiera establecer una base en Cataluña, Saura rectificó que ETA "quería alquilar un almacén en Barcelona y una masía en Girona".

Mientras tanto, ayer, la Guardia Civil registró en Areso (Navarra) la vivienda de la novia de Jon Rosales Palenzuela, uno de los etarras detenidos por los Mossos en Girona.

Al otro lado de la frontera, la Justicia francesa condenó a 17 años de cárcel a Alaitz Areitio por disparar en 2004 contra dos gendarmes, que no resultaron heridos, y a 13 años a Maite Juarros, que conducía el coche robado en el que intentaron huir.

Policía hispano-lusa. En estas circunstancias, Portugal y España acordaron ayer aumentar la cooperación contra el terrorismo en una reunión de sus ministros de Interior en la que se acordó crear un equipo de trabajo policial para “luchar conjuntamente contra ETA”. El ministro español, Alfredo Pérez Rubalcaba, destacó el nuevo instrumento de colaboración hispano-luso tras agradecer a las autoridades portuguesas su labor al detener en este país a dos presuntos etarras en enero pasado y desmantelar, hace dos semanas, un arsenal de explosivos de la organización terrorista.

El ministro portugués Rui Pereira subrayó la “intensa” colaboración en materia de seguridad entre ambos gobiernos y la voluntad de reforzarla tras detectar las actividades en Portugal de ETA. Rubalcaba reconoció que “ETA intenta diversificar su logística fruto de los problemas que tiene en Francia”, pero tanto en el país luso como en Cataluña “ya no lo va a hacer” gracias al trabajo policial.

  • 1