Deportes

El feliz centenario de Rubén Castro

El delantero canario se reencuentra con el gol justo cuando cumple 100 jornadas consecutivas de Liga jugando. No se pierde un partido desde hace dos años y tres meses.

el 13 mar 2011 / 21:22 h.

Rubén Castro vuelve a parecerse al que era, al delantero que marcó catorce goles en las veinte primeras jornadas de Liga. Durante un mes y medio, durante siete partidos, estuvo deambulando por los campos de juego y fue todo lo contrario de lo que había sido, pero no hay mal que cien años dure ni sequía que cien jornadas dure. Lo que sí dura cien jornadas es precisamente la continuidad del delantero canario, porque esos son los encuentros de Liga en los que ha participado de forma consecutiva a lo largo de los últimos dos años y medio. Desde noviembre de 2008 no se pierde una sola jornada el ahora verdiblanco, que por esas casualidades de la vida celebró su particular centenario con un gol muy importante, el de la victoria en Gerona. Y ya van dieciséis, a seis sólo de su plusmarca personal, los 22 que hizo con la UD Las Palmas en la temporada 2003-04.

El último partido de Liga al que faltó Rubén Castro fue un Real Sociedad-Huesca de la decimotercera jornada de la campaña 2008-09. Jugaba entonces el canario en el modesto equipo aragonés y por supuesto era indiscutible, pero un domingo antes, en la duodécima jornada, frente al Levante, propinó una patada a un rival en un lance ajeno al juego y el colegiado malagueño Mario Melero López lo echó con tarjeta roja directa. Es la única expulsión que consta en su carrera, por cierto. Rubén fue castigado con un partido de suspensión y se perdió aquella visita a Anoeta (1-0 cayó el Huesca, dicho sea de paso).

El 29 de noviembre de 2008, después de cumplir la sanción, Rubén reapareció y dio la victoria a su equipo frente al de toda su vida, Las Palmas, con un gol de penalti. Y desde entonces no ha vuelto a perderse ni una sola de las jornadas que se han celebrado en Segunda División, cien en total. Casi nada. El atacante canario jugó con el Huesca las 29 que faltaban de aquella temporada 08-09, con el Rayo Vallecano las 42 de la 09-10 y con el Betis las 29 que se llevan de la 10-11. En total, un centenar justo.

La regularidad de Rubén no se queda ahí. De estos cien partidos consecutivos, el ariete ha sido titular en 99. Su única suplencia fue en la vigésima quinta jornada del pasado ejercicio, en un Real Unión-Rayo. En aquel choque, jugado el 21 de febrero de 2010, Rubén acabó entrando en el minuto 55 en lugar de David Aganzo. Y no es sólo que haya sido titular en 99 de 100 partidos, es que en esta impresionante serie ha jugado 80 partidos completos; sólo fue sustituido 19 veces, la gran mayoría en el tramo final de los encuentros. En el Betis, por ejemplo, sólo ha sido reemplazado cuatro veces: ante el Barcelona B, en el 79'; en Tenerife, en el 85'; contra el Alcorcón, en el 86'; y en Gerona, en el 88'. En otras palabras, Rubén no sólo es el que más goles marca en el Betis, sino que también es el que más minutos juega de toda la plantilla: sólo se ha perdido 22, así que ha estado en 2.588 de los 2.610 minutos que componen las 29 jornadas.

La impresionante regularidad de Rubén, después de jugar apenas siete partidos con el Deportivo en la 07-08 (dos como titular y ninguno entero), es fácil de justificar: nunca se lesiona, ve muy pocas tarjetas (dos con el Betis, dos con el Rayo y tres con el Huesca a partir de aquella expulsión) y su rendimiento es irreprochable. La progresión resulta evidente: en el Huesca hizo 13 goles, en el Rayo 14 y en el Betis ya va por 16 con trece choques aún por delante. Y además ha sido cumplir cien jornadas seguidas y reencontrarse con el gol.

  • 1