Deportes

El Flamurtari de Julián Rubio, un exótico test para no perder fuelle

Kondogbia, Negredo y el canterano Juanfran son las novedades con vistas al amistoso de hoy en Albania.

el 08 sep 2012 / 20:29 h.

Míchel charla con Julián Rubio.

Los compromisos de la selecciones nacionales han propiciado un parón liguero que los equipos aprovechan para ensamblarse y probar sus fuerzas. Entre ellos, el Sevilla, que esta tarde (18.30 horas) se mide con el KS Flamurtari ni más ni menos que en tierras albanesas.
Míchel ha convocado a dieciocho jugadores para este encuentro. Álvaro Negredo, recuperado de sus molestias, y Geoffrey Kondogbia, quien poco a poco deja atrás sus problemas de rodilla, son las principales novedades en la expedición.

Junto a ellos, Juanfran, un delantero de 20 años capaz de jugar en diferentes posiciones del ataque. La pasada campaña marcó diez goles con el Sevilla C en Tercera División, tras lo cual firmó contrato profesional y obtuvo una ficha en el Sevilla Atlético, con el que ya está destacando.

La expedición, que partió por la tarde rumbo a tierras albanesas desde el aeropuerto de San Pablo, la integran los porteros Palop y Diego López; los defensas Coke, Fernando Navarro, Botía, Luna, Bernardo, Cicinho y Cala; los centrocampistas Javi Hervás, Trochowski, Kondogbia, Campaña y Maduro; y los delanteros Babá, Manu del Moral, Negredo y el citado Juanfran.Jesús Navas, Spahic, Rakitic y Gary Medel, que están concentrados con sus respectivas selecciones, causan baja para este partido. Tampoco viajan Fazio -sin lesión, que se sepa- ni Perotti.

VIEJO CONOCIDO. Además de hacer caja en lo económico, el objetivo de este amistoso es no perder ritmo de competición. Para ello, el equipo de Míchel se enfrenta al Flamurtari, dirigido por Julián Rubio, exjugador y exentrenador del club de Nervión que lleva un tiempo probando fortuna lejos de casa.

El Flamurtari, un habitual en competición europea años atrás, juega en la ciudad de Vlora, aunque este encuentro se disputará en Tirana. La Copa de Albania de 2009 fue la última conquista de un equipo que quiere reverdecer laureles. El escenario del choque será el estadio Qemal Stafa, donde habitualmente juega sus partidos la selección y el de mayor capacidad del país, con un aforo para 30.000 espectadores.

  • 1