jueves, 21 marzo 2019
12:43
, última actualización
Economía

El FMI rebaja el avance de España en 2012 y mantiene un elevado paro

La institución aplaude los esfuerzos del país, pero no cree que pueda cumplir el objetivo de déficit en 2013 y pide más medidas

el 20 sep 2011 / 20:13 h.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) mantiene sin cambios su previsión de crecimiento para España este año en el 0,8%. La economía española es, junto a la japonesa, la única de las principales del mundo que no ha empeorado su estimación frente a la de junio, aunque la institución que preside Christine Lagarde sí ha rebajado en cinco décimas su perspectiva de crecimiento para España en 2012, hasta el 1,1%.

Aun así, los pronósticos recogidos en el informe Perspectivas económicas mundiales siguen siendo bastante más pesimistas que los del Gobierno, que prevé un avance de la economía española del 1,3% y del 2,3% para 2011 y 2012, respectivamente.
Sin embargo, la vicepresidenta Elena Salgado reconoció ayer que si las previsiones se hicieran ahora, "es posible" que los datos no coincidieran con las estimaciones dadas en su momento.

El FMI cree que la economía española recuperará impulso a finales de 2012, ya que en el cuarto trimestre el PIB español aumentará un 1,7% en comparación con el mismo periodo de 2011, cuando prevé que la economía crezca siete décimas.
La institución pronostica en materia de desempleo, que el paro cerrará el año con una tasa del 20,7%, seis décimas más que en 2010, aunque iniciará un lento retroceso en 2012, para situarse en el 19,7%, con lo que mantendría el nivel más elevado entre las economías avanzadas.

Ya del lado de la inflación, ésta se situará este año en el 2,9%, mientras que los precios registrarán el próximo ejercicio un alza del 1,5%.

Los esfuerzos que España está aplicando para contener y reducir el déficit también han sido valorados por la entidad de Lagarde, que mejora en una décima su previsión de déficit este año hasta el 6,1% y en cinco décimas su estimación para 2012, hasta el 5,2%, aunque considera que el país no cumplirá con su objetivo de reducir el déficit hasta el 3% que ha comprometido en 2013, sino que se elevará hasta el 4,4%, por lo que reclamó al país que adopte "medidas adicionales" para evitar este desvío.

Pese a esta mejora, el FMI sigue mostrándose más pesimista que el Gobierno español, que espera que el déficit cierre este año en el 6% y descienda en 2012 hasta el 4,4%, con el fin de que en 2013 alcance el objetivo del 3% marcado en el Pacto de Estabilidad y Crecimiento Europeo.

Después de que el FMI certificase que la recuperación económica tendrá que esperar otro año más tras cuatro años de hundimiento económico, el vicepresidente de la Comisión y responsable de Competencia, Joaquín Almunia, admitió que hay que volver a recapitalizar los bancos europeos debido al agravamiento de la crisis de deuda y reclamó una "solución rápida" al rescate de Grecia porque de lo contrario "la factura no parará de aumentar". Los ministros de Economía de la UE ya alcanzaron el pasado sábado en su reunión informal en la ciudad polaca de Wroclaw un "consenso" sobre la necesidad de que los bancos europeos refuercen su capital para resistir a la crisis de deuda. Sin embargo, no desvelaron el capital adicional que necesitan las entidades, que según un documento del FMI podría ascender a 200.000 millones. No obstante, el director general de Regulación del Banco de España, José María Roldán, defendió en una conferencia en Londres que la exposición de la banca española a la deuda soberana de Grecia, Irlanda, Italia y Portugal no es relevante. La exposición bruta total de las entidades financieras españolas a la deuda de estos cuatro países periféricos de la zona euro se eleva a 13.427 millones de euros, de los que la mayor parte corresponde a Italia (7.408 millones) y Portugal (5.492 millones). El organismo que preside Miguel Angel Fernández Ordóñez especifica que la exposición bruta a la deuda griega solo alcanza el 0,01% del total de activos de las entidades españolas, es inapreciable en el caso de Irlanda, y supone el 0,22% y el 0,16% en el caso de la deuda de Italia y Portugal, respectivamente. Los avances para desbloquear la ayuda a Grecia se reflejaron ayer en una subida del Ibex 35 del 1,7% al cierre de la sesión que le permitió recuperar la cota de los 8.300 puntos. Sin embargo, no sirvió para relajar las primas de riesgo de los países periféricos.

El Tesoro Público volvió a lograr su objetivo al colocar 4.457,04 millones de euros en letras a 12 y 18 meses, aunque se vio obligado a subir ligeramente los tipos ante el silencio que mantiene la troika -UE, FMI y BCE- sobre si Grecia contará finalmente con la partida de 8.000 millones de euros de ayuda. La emisión demuestra que los inversores han acogido favorablemente la decisión del Gobierno de recuperar el Impuesto de Patrimonio para elevar la recaudación.

  • 1