Economía

El FROB anticipa el visto bueno de Bruselas a las nuevas ayudas de Unicaja

La entidad malagueña había planteado un escenario límite para recibir las autorizaciones correspondientes para continuar con la operación de Banco Ceiss hasta el próximo 31 de marzo.

el 29 ene 2014 / 23:55 h.

TAGS:

El Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) estima un coste en dinero público de hasta 402 millones de euros para cerrar la fusión entre Unicaja y Banco Ceiss, que prevé que se culmine en las “próximas semanas” y así no agotar el plazo del 31 de marzo fijado por la entidad andaluza, según fuentes del organismo dependiente del Ministerio de Economía. En concreto, un máximo de 160 millones se destinarían a compensar a los bonistas de Ceiss (antiguos tenedores de participaciones preferentes y deuda subordinada de Caja España-Duero) que han aceptado la oferta de Unicaja y fueron afectados por mala comercialización. A esta cantidad habría que sumar la garantía adicional de hasta 241 millones del FROB para cubrir los riesgos de litigiosidad derivados de los minoristas que han rechazado la oferta y un millón de euros por la contingencia de los traspasos a la Sareb o banco malo. Desde el organismo liderado por Antonio Carrascosa se ha defendido este coste público con el fin de recuperar los 604 millones de ayudas pública invertidos en bonos contingentes convertibles (los conocidos como cocos) en Ceiss y evitar inyectar cantidades adicionales. En este sentido, han destacado la probabilidad de recuperar toda esta inyección si la fusión se materializa, puesto que Unicaja es una entidad «solvente». «Hay que gastar los 402 millones para recuperar los 604 millones en cocos», subrayaron las fuentes del FROB. El FROB y el Banco de España ya han comunicado a las dos entidades involucradas la aceptación de las nuevas condiciones de la oferta de adquisición de Unicaja, mientras que la Comisión Europea ha emitido un comunicado en el que considera ayuda compatible la aportación adicional de hasta 241 millones de euros, según las fuentes. De hecho, en la comunicación enviada por la entidad malagueña a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) a las dos de la madrugada del jueves, Unicaja ya avanzaba esta aceptación. En la nota, precisa que, además del escrito del FROB en el que comunica la modificación de las condiciones, también «se acompaña a ese escrito la comunicación recibida por el FROB desde la Dirección General de Competencia de la Comisión Europea por la que, se adelanta que, si bien la decisión final deberá ser adoptada por el Colegio de Comisarios, la modificación proyectada del plan de resolución de Banco Ceiss, de acuerdo con su análisis preliminar, resulta compatible con el marco comunitario de ayudas de Estado». Además, el FROB contará con 78 millones en bonos de Ceiss, con una rentabilidad del uno por ciento y sin vencimiento, pero que no implicará presencia en el capital de la entidad ni derechos de voto, precisaron las fuentes. «El escenario de nacionalización se ha alejado. El proceso de fusión está totalmente cerrado y no se prevé ninguna contingencia», sentenciado desde el organismo encabezado por Carrascosa. Unicaja informaba ayer a la CNMV de que finalmente el 99,16 por ciento de las acciones de Ceiss se habían adherido a la oferta de la malagueña, mientras que solo había alcanzado el 60,66 por ciento de los preferentistas frente al objetivo marcado del 75 por ciento. La entidad que preside Medel plantea en el nuevo escenario que en «fechas inmediatas» registrará ante la CNMV un suplemento al folleto de oferta y se abrirá un periodo de tres días para presentar nuevas órdenes de aceptación de la oferta, así como órdenes de revocación de las órdenes de aceptación ya recibidas. Aunque advierte de que si llegado el 31 de marzo de 2014 no se hubiese obtenido la aprobación y formalización definitivas de los acuerdos y propuestas en los términos expuestos, Unicaja «renunciará a dispensar la condición de aceptación mínima del conjunto de los valores y la oferta quedará automáticamente sin efecto».

  • 1