Deportes

El fútbol español decide hoy si desafía o no al Gobierno

El fútbol español decide hoy si desafía al Consejo Superior de Deportes o si por el contrario acata la norma española para las elecciones a la presidencia y convence a la FIFA de que no hay argumentos para excluir a España de la Eurocopa.

el 15 sep 2009 / 01:00 h.

El fútbol español decide hoy si desafía al Consejo Superior de Deportes o si por el contrario acata la norma española para las elecciones a la presidencia y convence a la FIFA de que no hay argumentos para excluir a España de la Eurocopa y a los clubes españoles de las competiciones europeas.

Tras la negativa de la Audiencia Nacional a suspender cautelarmente la orden ministerial que obliga a la Federación de Fútbol a convocar elecciones ates del 31 de marzo, igual que a todas las no clasificadas para Pekín 2008, la Asamblea concentra la atención también de los máximos organismos del fútbol internacional.

Clubes, jugadores, árbitros, entrenadores y territoriales conocerán hoy (12.30 horas en la Ciudad del Fútbol) el camino elegido por su presidente, muy distante del que marca el Consejo (CSD), al que la RFEF debe reintegrar todavía las subvenciones no justificadas de 2003 (400.000 euros según el Tribunal de Cuentas), después de haber reembolsado ya la cuantía correspondiente a 2002 (3,6 millones de euros).

Ni la disposición del CSD a autorizar a Villar un retraso en la convocatoria de elecciones, algo que ya hizo en el año 2000 para adelantarlas a febrero y en 2004 para retrasarlas a noviembre, ni los intentos de mediación recientes entre directivos de ambas partes han aliviado el pulso entre Consejo y Federación, definido por Blatter como injerencia del Gobierno.

Injerencia de la que FIFA empezó a tener noticia hace casi un año cuando en un Comité Ejecutivo Villar denunció que el CSD elaboraba el borrador de una orden que obligaba a las federaciones no olímpicas y a las olímpicas no clasificadas a iniciar sus procesos electorales en el primer trimestre de este año. FIFA, que este año ha creado su primer Código Electoral Modelo de obligado cumplimiento, castiga las intervenciones gubernamentales con la suspensión de la federación y la exclusión de su selección y sus clubes de competiciones internacionales. Así lo hizo con Portugal y con Grecia, sólo por días, y así lo recordó Blatter hace dos semanas en Madrid.

La amenaza de Blatter siempre ha encontrado la misma respuesta en el secretario de Estado, Jaime Lissavetzky. Reitera la obligación de cumplir la ley española, que, en su opinión, no es incompatible con la de FIFA. La Ley del Deporte de 1990 contempla la inhabilitación de dos meses a un año (art. 79,2.) e incluso la destitución por infracciones muy graves de los presidentes y órganos de gobierno de las federaciones deportivas por incumplimiento de los deberes o compromisos adquiridos con el Estado.

  • 1