viernes, 15 febrero 2019
00:58
, última actualización
Cofradías

El Gran Poder ya está en su Basílica

el 24 jun 2010 / 21:28 h.

El Señor de Sevilla ya está en su casa.

La talla de Jesús del Gran Poder, obra del escultor Juan de Mesa, ha vuelto a las 8.00 horas y hasta las 22.00 horas de hoy al culto tras el ataque que sufrió el pasado fin de semana por parte de un funcionario de prisiones en la basílica de San Lorenzo, lo que le ha valido al agresor su imputación en un delito de atentado contra el patrimonio histórico y su suspensión provisional de funciones por parte de Instituciones Penitenciarias.

Ya desde primera hora de la mañana eran numerosos los fieles que abarrotaban primero la plaza de San Lorenzo y, tras su apertura a las 8.00 horas, la Basílica, y que se mostraban visiblemente emocionados al poder reencontrarse con la imagen del Gran Poder.


El hermano mayor de la Hermandad del Gran Poder, Enrique Esquivas, ha informado a los periodistas de que después de tres días de "intenso trabajo" por parte del imaginero Luis Álvarez Duarte, se expone en un estado perfecto y sin daños de especial complicación la imagen del conocido como "Señor de Sevilla".

El responsable de la hermandad ha insistido en que no se personarán en la causa penal contra el individuo que atacó al cristo, pero ha confesado su sorpresa porque "la imputación inicial de este hombre sea contra el patrimonio histórico y no contra los sentimientos religiosos".

En cuanto a la seguridad de la imagen, tallada en 1620 por Juan de Mesa, Esquivas ha asegurado que provisionalmente se cerrará el camarín del Señor del Gran Poder, salvo los viernes, con un refuerzo de vigilancia, aunque ha destacado: "La seguridad total no se tiene en nada, sólo en la providencia, pero sí tenemos que impedir que pase lo que ha ocurrido".

A las 18.00 horas está previsto que el arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, oficie una misa en honor de Nuestro Señor del Gran Poder que permanecerá todo el día en el presbiterio de su basílica, donde no han cesado durante toda la mañana las visitas de sus fieles que aún no se explican lo ocurrido.

Esquivas ha expresado que la cuestión económica de la reparación del brazo que arrancó el funcionario de prisiones sevillano de 37 años detenido el domingo "es lo de menos", y que tiene mucho más valor como pieza de arte y por lo que representa para los creyentes.

El hombre que atacó al cristo, Luis C.O, se encuentra ingresado en la Unidad de Psiquiatría de un hospital onubense para ser examinado por los médicos.

El presunto agresor está acusado de un delito de daños al patrimonio y declaró ante la juez de guardia que lo hizo porque él representa "el espíritu de Dios".

La imagen del Gran Poder resultó dañada en la articulación del brazo derecho en la unión con el hombro, con la rotura de una espiga y la rótula que lo sujetan, después de que el hombre le arrancara el brazo, además de golpear y dar patadas a la imagen.

Esquivias, asimismo, aseguró que la hermandad no se plantea otros actos de reivindicación y repulsa contra el ataque más que una misa de acción de gracias y el besamanos "que se organiza cada vez que el Señor se incorpora al culto", manifestándose "totalmente al margen" de otros actos de acción social, como la convocatoria en la Plaza de San Lorenzo, realizada en el marco de la red social Tuenti.

Esta talla -datada en 1620, icono del mundo cofrade hispalense y dañada en su articulación con el hombro al serle arrancado el brazo durante el suceso- será, de este modo, expuesta hoy en la basílica de la hermandad. A las 18.00 horas, el templo acogerá una misa solemne presidida por el arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, para celebrar la restitución de la pieza, de incalculable valor histórico al tratarse de un emblema del barroco sevillano.El cabildo del miércoles ratificó su total "colaboración" con la acción de la Justicia. Esquivias consideró que la mayor "gravedad" de los hechos es la relativa a los "efectos sobre los sentimientos y convicciones religiosas" de los feligreses.

  • 1