Local

El juez Pedraz devuelve al juzgado de menores al pirata somalí

Considera que no está suficientemente probado que sea mayor de edad.

el 23 oct 2009 / 10:18 h.

TAGS:

El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz ha rechazado la inhibición del Juzgado Central de Menores, al que devuelve la causa del pirata somalí detenido por el secuestro del atunero vasco "Alakrana", al considerar que no está suficientemente probado que sea mayor de edad. En el auto, el magistrado rechaza la inhibición, ya que "admitiéndose que existan muchas (o muchísimas si se quiere) probabilidades de que el individuo supere la edad penal, en ningún caso los informes establecen, con seguridad plena, una edad superior a 18 años, extremo que debe quedar rotundamente probado para proseguir la causa contra el mismo".

Según el magistrado, todas las pruebas médicas que se le han practicado en los últimos días al joven somalí tienen margen de error, por lo que en caso de duda debe primar siempre la interpretación más favorable al reo.

A ello, añade el auto, se une que "Abdu Willy" manifestó que tenía 16 años, por lo que recuerda que según la jurisprudencia del Tribunal Supremo, si existen dudas, "éstas se resuelven a favor de la minoría de edad".

En este sentido, explica que se ha solicitado a una de las forenses adscritas a la Audiencia Nacional un nuevo informe sobre las pruebas médicas practicadas al pirata, que concluye que aunque se utilicen tablas de maduración que tengan en cuenta variables como el sexo, la raza, la alimentación u otras especificas para un grupo de población, siempre debe incluirse el rango estimado de error.

Al considerar que no se ha acreditado la mayoría de edad del joven somalí, el magistrado ha decidido no celebrar la vistilla contemplada en el artículo 505 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal y no llevar a cabo la comparecencia del pirata somalí prevista para hoy ante el juzgado a petición de la Fiscalía.

Esta decisión se produce después de que el Juzgado Central de Menores se inhibiera ayer en favor del juzgado de guardia de la Audiencia Nacional, después de concluir que con las últimas pruebas médicas a las que había sido sometido el joven somalí, entre ellas una ortopantomografía (radiografía de la dentadura), había quedado "suficientemente acreditado" que "Abdu Willy" era mayor de edad.

El juez Fernando Andreu, que era quien ayer se encontraba de guardia, prorrogó la custodia del somalí a cargo del Grupo de Menores de la Policía (GRUME) y su permanencia en el centro de internamiento en el que ha pasado las dos últimas noches a la espera de la decisión del magistrado Santiago Pedraz.

Ya la semana pasada el juez Baltasar Garzón -que sustituía a Pedraz- ordenó el ingreso en prisión del pirata detenido después de haberle practicado una radiografía de la muñeca en el hospital de La Paz que determinó que tenía alrededor de 19 años, si bien supeditó su decisión a practicarle otros exámenes médicos.

Los resultados de esas nuevas pruebas son los que llevaron a Pedraz a ordenar la inmediata puesta en libertad del joven hace dos días, ya que concluían que tiene "al menos una edad mínima de 17 años", lo que llevó a la Fiscalía de la Audiencia Nacional a ordenar su ingreso en un centro de protección de menores, donde durmió la noche del pasado martes.

La Fiscalía decidió el miércoles internar al joven en un centro de menores en régimen cerrado a la espera de que se le realizaran otras pruebas para determinar su edad, y que concluyeron que era probable que superara los 18 años.

Estas últimas pruebas fueron las que decidieron la inhibición del Juzgado Central de Menores en favor de la Audiencia Nacional, que ahora devuelve el caso a dicho juzgado al considerar que todos los informes realizados tienen posibilidad de error, aunque sea muy baja.

"Abdu Willy", al que se le imputan un delito de asociación ilícita, 36 de detención ilegal y uno de robo con violencia y uso de armas, fue detenido el 4 de octubre, dos días después del secuestro del "Alakrana", cuando la tripulación de la fragata española 'Canarias', que actúa en el Índico en marco de la operación europea Atalanta, se percató de que un esquife abandonaba el atunero español y le apresó junto a Raageggesey Adji Haman.

  • 1