Local

El moralista independiente

Si antes quitaran los bancos que las putas, la sociedad sufriría menos y probablemente hasta habría menos putas. A la autoridad se le aparece de vez en cuando el Espíritu Cívico en forma de avutarda y le da entonces por legislar sobre lo decente y lo indecente, y en ésas está el Ayuntamiento de Sevilla con su impresentable Operación Ramera.

el 15 sep 2009 / 11:40 h.

Si antes quitaran los bancos que las putas, la sociedad sufriría menos y probablemente hasta habría menos putas. A la autoridad se le aparece de vez en cuando el Espíritu Cívico en forma de avutarda y le da entonces por legislar sobre lo decente y lo indecente, y en ésas está el Ayuntamiento de Sevilla con su impresentable Operación Ramera.

No saben poner una loseta derecha, con las que llevan puestas, y van a saber colocar un dogma moral. Más nos hubiese valido a todos que los ungidos que mandan hubiesen aprovechado esa cualidad pontificia para impulsar leyes, reglamentos, códigos éticos y vallas publicitarias sobre el precio máximo de un metro cuadrado, sobre el límite de endeudamiento, sobre las reunificaciones de deudas, sobre el precio de un tomate, sobre la protección de los bienes de primera necesidad. Sobre todo lo que nos hace pasarlas putas. Sobre lo mucho que pagamos y lo poco que valemos. Sobre moralidad.

  • 1