Local

«El Parque de Miraflores puede ser la solución al paro juvenil de Pino Montano»

Orgulloso de su barrio, incluso en las horas bajas en las que todas las manos (y ayudas) son pocas. Así es Carlos Alejandre presidente de la Comunidad General de Propietarios y Residentes de Pino Montano.

el 13 oct 2014 / 12:00 h.

TAGS:

carlos-alejandre El líder vecinal de Pino Montano, Carlos Alejandre, posa en una de las instalaciones del Centro de Educación Ambiental (CEAM) del Parque de Miraflores. / Jesús Barrera   Hace año y medio salió elegido por unanimidad para presidirla Comunidad General de Propietarios y Residentes de Pino Montano. Su primera misión era impulsar la entidad, ¿lo ha logrado? Desde un primer momento nos centramos en recuperar el centro social [sede física de la comunidad en la calle Delineantes]. Queríamos que volviera a ser el centro neurálgico y el espacio de encuentro de los vecinos a través de actividades culturales, deportivas, talleres... Estaba algo apagado y hacía falta devolverle su contenido. Pasado un tiempo, podemos decir que se está consiguiendo. Queda mucho pero estamos en buen camino. El mejor ejemplo se ha visto con la velá del barrio, la primera que hacemos con carácter solidario. La convocatoria ha logrado unificar de nuevo el tejido social de Pino Montano. ¿Cómo ha resultado esta innovadora Velá Solidaria? Estamos muy, muy satisfechos. Los vecinos se han volcado para ayudar a quienes lo están pasando mal. Hemos contado con unos 120 voluntarios. No se conocía algo así en el barrio desde hace años. A falta de un último balance, ha resultado un éxito y hemos superado todas las expectativas. Se han vendido casi 12.000 euros en tickets, a los que hay que sumar las donaciones y la recogida de alimentos. En su presentación, criticó la poca implicación del distrito... Así es. Parece que estuviesen molestos con todo esto. Presentamos el proyecto y le pedimos su colaboración. No vino nadie a la inauguración y, la verdad, se han quedado bastante cortitos en ayudas teniendo en cuenta el fin que tenía la velá. Y para colmo, el viernes en la fiesta joven y el sábado, día grande, vinieron agentes de la Policía Local obligando a cerrar a las dos de la madrugada por orden del distrito. Nos vimos abocados a cumplir y cerrar cuando más gente había, pues no podíamos permitirnos el lujo de pagar las multas. Todo esto se lo trasladaremos al distrito en el pleno de este miércoles. Cáritas Parroquial ha alertado de cientos de familias al borde del riego de exclusión social, ¿tanto afecta la crisis en la zona? Ahora mismo es el tema que más preocupa. El paro es brutal en un barrio eminentemente obrero. Tanto es así que se nota ya la desaparición de la clase media en el barrio. La gente está muy desesperada. Los jóvenes son los que peor lo llevan: intentan retomar los estudios y no hay plazas suficientes en los institutos. Las escuelas taller, por desgracia, no hay. Cuando aquí con toda la zona verde y jardines que hay cerca se podían impartir cursos para formar a profesionales en la materia. Cursos de jardinería, de energías renovables o de ecoturismo pues tenemos un Centro de Educación Ambiental, que podría cubrir estas necesidades de formación y empleo. En este contexto, ¿qué papel juega la comunidad? Desde que entró esta junta directiva se han creado ocho puestos de trabajo temporales que se van asignando por turnos a las familias más necesitadas de esta zona de Los Oficios. Lo hacemos por sorteo. Son peones y ayudantes de jardinería que cuidan de las zonas verdes. Hasta ahora contábamos con una ayuda de Parques y Jardines. Estamos a la espera de reunirnos con sus responsables para poner en pie el tema de la ayuda. La movilidad es otro gran problema de Pino Montano. En especial, en Los Oficios. Aquí es imposible aparcar. Tenemos un serio problema de estacionamientos y la doble fila está a la orden del día. Hemos reivindicado que los terrenos de la velá, que sólo se usan una semana al año, se acondicionen para acoger un aparcamiento vigilado con capacidad para 500 vehículos. Se nos presentó un proyecto de parking soterrado que se nos reclamaba dinero y al final no era de nuestra propiedad. No nos convenció. ¿Qué supone para Pino Montano la demora sine die de la línea 3 del Metro? Pese a que tenemos buenas comunicaciones con el Centro gracias a Tussam, también es cierto que la llegada del Metro es prioritario para  Pino Montano. Nos preocupa que no se vea así por quienes tienen que construir esta línea 3. ¿En qué situación se encuentra el Parque de Miraflores? Hay zonas desaprovechadas y otras sin terminar. El Ayuntamiento debería proponer algo al respecto, como hacer un auditorio y potenciar aún más los recursos que tiene el parque y que muchos de ellos están en desuso o esperan ser repuestos. La zona que está próxima a Pino Montano, por ejemplo, no dispone de fuentes de agua. Lo hemos reivindicado en varias ocasiones en el pleno del distrito. Nos dicen que  ya hay al otro lado del parque. Pero el recinto necesita de un mayor cuidado y vigilancia. Sin ir más lejos, las instalaciones de mountain bike han sido desvalijadas por el vandalismo, y el circuito está abandonado. No entendemos por qué este espacio está sin uso, cuando presumimos de tener la mejor red de carril bici. Luego está el abandono del arroyo, cuyo borde está degradándose progresivamente hasta el punto de que hay tramos que suponen un riesgo para quienes se acercan a disfrutar de él. La limpieza también deja mucho que desear en la zona próxima a la Ronda Supernorte, donde aún queda basura que dejó el levantamiento del asentamiento. ¿Cómo va el Centro de Educación Ambiental (CEAM), la llamada joya del parque? Solo está en funcionamiento el programa de huertos familiares y sociales. El mantenimiento y lo poco que se hace allí es gracias a la comunidad, a la asociación de usuarios del CEAM y al trabajo de los vecinos. Seguimos esperando del Ayuntamiento la licencia de apertura y la cédula de habitabilidad. Las casas de madera para ecoturismo no están abiertas; al igual que el horno de alfarería, que se está deteriorando. No se puede hacer formación allí. Sinceramente creo que el parque tiene un potencial enorme y que sería la solución al paro juvenil de Pino Montano si se pusiera a funcionar al 100%.

  • 1