Local

El párroco de Santa María rechaza al candidato de la Quinta Angustia de Utrera

La Quinta Angustia debía celebrar esta semana elecciones a nuevo hermano mayor y junta de gobierno. Sin embargo, una orden del Arzobispado de Sevilla las acaba de suspender tras el informe desfavorable del párroco de Santa María y director espiritual de la cofradía, Diego Pérez, contra el candidato.

el 16 sep 2009 / 05:05 h.

TAGS:

La Quinta Angustia debía celebrar esta semana elecciones a nuevo hermano mayor y junta de gobierno. Sin embargo, una orden del Arzobispado de Sevilla las acaba de suspender tras el informe desfavorable del párroco de Santa María y director espiritual de la cofradía, Diego Pérez, contra el candidato.

El actual hermano mayor, Miguel Falcón, que precisamente recibió ayer una orden de destitución del Arzobispado de Sevilla, explicó que tras finalizar el proceso previo a las elecciones, se celebró un cabildo para aprobar la única candidatura, encabezada por Rafael Alberto Álvarez, en la que el sacerdote "ya expuso que no la aceptaría, argumentando que dicho cargo corresponde a un hombre o mujer de iglesia".

Y es que, en palabras del párroco, "no reúne las condiciones necesarias". Para ello, se basa en las normas diocesanas, donde en su artículo 31 indica que el candidato debe "distinguirse por su vida cristiana personal, familiar y social, así como por su vocación apostólica". También sustenta su argumento en las directrices que marcan las reglas de la propia cofradía y la Carta Pastoral de los Obispos del Sur de España sobre las Hermandades y Cofradías.

Tras la paralización de las elecciones, la Quinta Angustia aseguró "no aceptar esta decisión" por, entre otros motivos, "ser contraria a los evangelios y a innumerables encíclicas y normas eclesiásticas" y por el "profundo desconocimiento por parte del director espiritual de la vida de una cofradía durante su funcionamiento y no aceptar la democracia interna de la misma". La cofradía tiene "muy claro" que va a defender "a la santa madre iglesia, a la verdad y a los más débiles", y se mostró en contra de la "prepotencia y las formas inadecuadas de quien así se comporte".

Son unas declaraciones tachadas como "difamaciones y calumnias" por parte del párroco, quien recordó que, "el actual hermano mayor denegó en su momento esta candidatura y ahora, curiosamente, la respalda".

Este comunicado, firmado por la junta de gobierno, le puede costar el cargo al hermano mayor, quien confirmó que ayer recibió una llamada del delegado episcopal para los asuntos jurídicos de estas organizaciones, Teodoro León, dándole cuenta de su destitución por el escrito. Sobre el rechazo del cura al candidato dijo que "hay que ver las pruebas que existen y se tomarán declaraciones a las partes implicadas", redactándose posteriormente un decreto con la resolución.

  • 1