Deportes

El pelotón cambia la montaña pirenaica por la playa mediterránea

El pelotón del Tour de Francia afronta la primera etapa de transición tras el macizo pirenaico y se pone rumbo al Mediterráneo en una etapa no muy larga destinada a acabar en una llegada masiva.

el 15 sep 2009 / 08:06 h.

El pelotón del Tour de Francia afronta la primera etapa de transición tras el macizo pirenaico y se pone rumbo al Mediterráneo en una etapa no muy larga destinada a acabar en una llegada masiva.

Los 168,5 kilómetros que separan Lavalanet de Narbonne no tienen apenas dificultades, pero pueden ser un terreno propicio para las escapadas de los aventureros que todavía no han tenido sus oportunidades en el Tour.

Un puerto de cuarta categoría, el Col du Camperié, situado a menos de 60 kilómetros de la salida, puede ser una buena plataforma de lanzamiento para las escapadas.

Pero los equipos de llegadores dispondrán todavía de más de cien kilómetros para echar abajo las aspiraciones de los aventureros.

  • 1