El pleno aprueba destinar los 39,3 millones de superávit a inversión

Diputación también da luz verde al presupuesto de 2014 que asciende a 404,92 millones. Sale adelante el Plan Bianual de Obras y Servicios para los ayuntamientos.

el 30 dic 2013 / 15:52 h.

pleno diputacion 31-10-2013El pleno de la Diputación de Sevilla, reunido este lunes en sesión  extraordinaria y urgente, ha revocado por unanimidad de todas sus  fuerzas políticas el acuerdo plenario previo que destinaba a la  "amortización anticipada de deudas" los 39,3 millones de euros  correspondientes al superávit de la liquidación del presupuesto de  2012. En paralelo, el acuerdo aprobado por el PSOE, PP, IU-CA y el PA  implica una adhesión a la disposición recientemente incorporada a la  Ley Orgánica de control de la deuda comercial en el sector público,  para destinar a "inversiones financieramente sostenibles" los citados  39,3 millones de euros. Todo parte del artículo 32 de la Ley Orgánica 2/2012 de  Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera, que estipula  que el superávit de las administraciones debe ser destinado,  textualmente, a "reducir el endeudamiento neto", lo que impide que  las administraciones locales reconduzcan estos fondos hacia  inversiones, por ejemplo. La legislación, no obstante, permitiría  conservar sencillamente estos fondos en los depósitos de las  instituciones. La Diputación, como es sabido, reclamaba un mecanismo que  permitiese utilizar en empleo y políticas sociales, más allá del 31  de diciembre de este año, los remanentes positivos cosechados durante  el ejercicio presupuestario 2012, que en su caso se elevan a 39,3  millones de euros. Así, avisaba de que si bien el artículo 32 de la  Ley Orgánica 2/2012 de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad  Financiera había quedado "congelado" gracias a un acuerdo en el  Senado, no mediaba una modificación legislativa que aclarase como tal  el destino del dinero correspondiente a los superávit. PENDIENTES DEL BOE Durante el último pleno ordinario de la institución, de cualquier  modo, el Gobierno provincial socialista, con el voto contrario de la  todas las fuerzas de oposición, aprobó destinar los 39,3 millones de  euros correspondientes al superávit de la liquidación del ejercicio  presupuestario 2012, a una "amortización anticipada de deudas",  siempre merced a la Ley de Estabilidad Presupuestaria. El Grupo  popular, como se recordará, había propuesto dejar esta decisión sobre  la mesa augurando una modificación legislativa que permitiría  reconducir el superávit del presupuesto de 2012 durante el año 2014,  si bien los socialistas avisaban de que el año se agotaba y no había  nada publicado al respecto en el Boletín Oficial del Estado (BOE). No obstante, el BOE publicó hace pocos días una modificación de la  Ley Orgánica 9/2013 de control de la deuda comercial en el sector  público. Se trata de una nueva disposición incorporada a esta  regulación estatal y titulada "reglas especiales para el destino del  superávit presupuestario", pues permite a las corporaciones locales  aplicar en 2014 los superávit de 2012, aunque siempre bajo el  cumplimiento de una serie de requisitos y con destino a "inversiones  financieramente sostenibles". Dado el caso, la Diputación provincial ha celebrado un pleno  extraordinario y urgente en el que, por unanimidad de todas las  fuerzas políticas, el acuerdo previo relativo al superávit de 2012 ha  sido revocado y ha sido aprobada una adhesión a la "excepción"  regulada a través de la nueva disposición incorporada a la Ley  Orgánica 9/2013 de control de la deuda comercial, ya descrita líneas  atrás. El nuevo acuerdo, recogido por Europa Press, implica destinar  el superávit del ejercicio presupuestario 2012 a "inversiones  financieramente sostenibles", realizando para ello "cuantas  modificaciones presupuestarias sean necesarias en el presupuesto de  2014". QUE DECIDAN LOS AYUNTAMIENTOS Las fuerzas de oposición, en ese sentido, han reclamado  información y participación en cuanto al destino concreto de los  mencionados 39,3 millones de euros, toda vez que el presidente de la  institución, el socialista Fernando Rodríguez Villalobos, ha  propuesto la creación de dos comisiones de trabajo sobre este aspecto  y "que sean los propios ayuntamientos los que decidan en qué se  gasta este dinero". Los socialistas, además, han criticado que el  Gobierno central del PP haya forzado esta situación al publicar ya a  finales de diciembre la mencionada modificación legislativa.

  • 1