El PP pide cerrar Sevilla Activa por su inactividad y alto presupuesto

La Diputación defiende que también edifica colegios y centros de salud.

el 13 may 2013 / 23:18 h.

Los diputados del PP Virginia Pérez y Juan de la Rosa. Los diputados del PP Virginia Pérez y Juan de la Rosa. El PP en la Diputación y el equipo de Gobierno de la Corporación provincial se han enzarzado en una nueva batalla. En este caso el detonante ha sido la sociedad anónima unipersonal Sevilla Activa, perteneciente a la Diputación. Los Populares piden su disolución por su falta de actividad y por ser muy costoso su mantenimiento. Sin embargo, la Corporación provincial defiende su utilidad, porque además de dedicarse a la construcción de viviendas protegidas, también se encarga de construir equipamientos públicos y de realizar labores de asistencia “en materia urbanística o medioambiental” para los ayuntamientos. Los diputados provinciales del PP de Sevilla Virginia Pérez y Juan de la Rosa fueron los encargados de reclamar ayer la disolución y “liquidación” de Sevilla Activa, porque, según dijeron, en sus 16 años de vida ha contado con presupuestos anuales que suman un montante global de más de 301 millones de euros, pero sólo ha edificado 676 viviendas protegidas y, además, en los últimos meses ha renunciado tanto a la operación urbanística de Cortijo de Cuarto, como a dos promociones de VPO en Villamanrique de la Condesa y en Lora de Estepa. En rueda de prensa, Pérez y De la Rosa expusieron datos sobre los presupuestos de Sevilla Activa desde su creación allá por el año 1998. Esta sociedad provincial dedicada a la promoción de viviendas y equipamientos públicos, como explicaron los diputados populares, nació en 1998 con un presupuesto de poco más de un millón de euros, en 2004 ya contaba con un presupuesto de más de 26,5 millones de euros, en 2008 aglutinó la ya extinta sociedad mixta instrumental Gestión Inmobiliaria Provincial SA (Gipsa), en 2010 su presupuesto superaba los 40 millones de euros y ya en 2013 su consignación presupuestaria había caído hasta poco más de 3,7 millones de euros. Según los populares, a lo largo de todos estos años, Sevilla Activa ha contado con presupuestos cuyos montantes suman más de 301 millones de euros, –268 de ellos encuadrados en la promoción de viviendas protegidas–, si bien todo este dinero se habría traducido sólo en la creación de 676 VPO, algunas de ellas aún sin adjudicar. Calcularon que, con un ritmo de construcción de “42 VPO” por año, el reparto de la suma total de los presupuestos con las viviendas edificadas implica un coste inducido de “400.000 euros” por cada VPO. Sin embargo, la diputada del área de Cohesión Territorial de la Diputación de Sevilla, la socialista Trinidad Argota, no comparte la idea del PP de disolver Sevilla Activa, por la labor que realiza en los municipios. Explicó que esta sociedad ha sido “la única empresa que aún en la época de bonanza y boom inmobiliario ha apostado por la promoción y construcción de viviendas en aquellos municipios de la provincia más alejados de la capital, localidades y zonas de la geografía donde las grandes constructoras no apostaron”. Esgrimió además que la misión y el objetivo de Sevilla Activa “no ha sido solo, ni es, la construcción de viviendas”, y remarcó que también ha construido centros de salud, centros educativos, así como centros de servicios sociales. En definitiva, “inmuebles que han hecho posible que los ciudadanos de la provincia se hayan beneficiado de ellos”, indicó Argota. A toda esta actividad se une, según la diputada socialista, que la sociedad ejerce “una labor de asistencia en materia urbanística, de vivienda y de asistencia medioambiental” y que en la actualidad explota 211 viviendas en régimen de alquiler en diversas promociones de viviendas propiedad de la sociedad en una decena de municipios.

  • 1