Local

El PP pierde poder en los ayuntamientos de la provincia

El PSOE está a punto de arrebatarle la Alcaldía de Cantillana y en junio le despojó de la de Benacazón.

el 13 oct 2012 / 18:32 h.

TAGS:

Juana María Carmona, actual alcaldesa de Benacazón.

El PP en estos 15 meses de constitución de las corporaciones locales ha perdido cuota de poder. Llegó a tener 16 alcaldías en la provincia -sin incluir la capital-, pero ahora está a punto de quedarse con 14.

En el mes de mayo el entonces alcalde popular de Benacazón, José Antonio Fernández, presentó una moción de confianza que no prosperó, lo que permitió que la socialista Juana María Carmona, al pertenecer a la lista más votada, pasase a ser la nueva alcaldesa de la localidad.

Ahora la historia se repite para los populares en Cantillana, donde con toda seguridad su actual regidor, Enrique Naranjo, tendrá que ceder el puesto a la socialista Ángeles García, después de que el PSOE e IU presentasen esta semana una moción de censura. Este paso al frente de la dos formaciones de izquierda lo han basado en que el PP, el partido más votado y que además experimentó un crecimiento muy importante, no ha superado el margen de confianza que se le dio. La que con toda seguridad será la nueva alcaldesa señaló que en estos 15 meses los servicios públicos se han deteriorado, muchos se han externalizado y, además, "el regidor no da solución a los problemas de la localidad", a lo que se une "la ausencia de interlocución" con las fuerzas políticas de la oposición y los agentes sociales, según criticó García. Ésta ya ha anunciado que una de las primeras medidas que adoptará cuando llegue a la Alcaldía será encargar una auditoría para conocer cómo se encuentran las cuentas municipales. La preocupación de la socialista sobre las arcas locales obedece a que se están contratando muchos servicios a empresas privadas, lo que le hace pensar que la buena herencia que recibió el PP de la anterior Corporación local (PSOE-IU) la haya dilapidado.

La pérdida de esta nueva Alcaldía, al PP, como es lógico, le ha caído como un jarro de agua fría. Hasta el punto de que su secretario general, Eloy Carmona, acusó al PSOE y a IU de que la reprobación "sólo responde a intereses económicos por parte de los concejales" de estas formaciones, "que quieren hacerse con la Alcaldía para ponerse sendos sueldos como cargos públicos".

Mandato tranquilo. De todos modos, en estos 15 meses no se han producido demasiados movimientos políticos para que los populares teman por seguir perdiendo más poder. De hecho, municipios en los que gobernaban en minoría como Écija y Guadalcanal han firmado pactos de gobierno con los andalucistas para evitar situaciones complicadas. Y en otros como Carmona y Mairena del Aljarafe, donde gobiernan en solitario y en minoría, no han trascendido movimientos para arrinconar a los populares. En el primer caso, la clave puede estar en las diferencias entre el PSOE e IU de la localidad, y a que el alcalde popular Juan Manuel Ávila es una persona que ha trabajado por sacar adelante cuestiones tan importantes como el plan de ajuste y el PGOU con el respaldo de todas las formaciones. En Mairena del Aljarafe un acuerdo a tres bandas entre la oposición -IU, PA y PSOE- para despojar del poder a Ricardo Tarno se hace bastante complicado.

El otro municipio que no tiene el PP mayoría absoluta y donde carece de suficiente respaldo de otras formaciones para sacar adelante sus proyectos es Palomares del Río, pero todo apunta a que la popular Dolores Rodríguez no tiene que temer por su futuro, puesto que la gestión municipal en esta localidad es muy complicada dada su mala situación económica.

Por último, un caso peculiar es el de Mairena del Alcor, donde el popular Ricardo Sánchez está al frente del Ayuntamiento con un pacto de Gobierno con IU y PA, pero en el mes de junio se llevó un buen susto puesto que estuvo a punto de romperse el acuerdo tras un acercamiento entre IU y PSOE, que pudo dar un vuelco al Gobierno de la localidad.

Donde sí le espera una buena noticia al PP es en Sanlúcar la Mayor. El próximo año tomará las riendas del Consistorio gracias al pacto de Gobierno con los independientes: los dos primeros años de mandato el regidor sería independiente y los dos últimos del PP.

Pero en estos 15 meses no sólo el PP ha perdido alcaldías. Esta situación también le ha afectado al PSOE, formación que fue la primera en sufrir en sus carnes una moción de censura. El socialista Bernabé Oliva sólo estuvo al frente del Ayuntamiento de El Saucejo 20 días. IU y PP le presentaron una moción de censura, por la cual Antonio Barroso (IU) es desde entonces el alcalde de este municipio de la Sierra Sur.

Otros municipios socialistas con una situación complicada son Coria del Río y Castilleja de la Cuesta, donde el PSOE gobierna en minoría, pero donde, aunque la oposición no lo pone fácil, no ha habido movimientos en firme para que una reprobación pudiese salir adelante.

  • 1