Local

El PP se agarra a la crisis y el PSOE a ETA para ganar

Populares y socialistas cambian su estrategia electoral tras la sorpresiva remodelación del Gobierno.

el 30 oct 2010 / 19:49 h.

TAGS:

"Este Gobierno tiene mejor proyección pública". No es la opinión de un ciudadano de a pie, es lo que piensan la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal; y el presidente del PP andaluz, Javier Arenas, según captó un micrófono indiscreto tras la remodelación del Ejecutivo.

Ante este cambio de rumbo del PSOE , que a todos pilló a traspiés y de forma muy especial al principal partido de la oposición, ahora está por ver si los populares cambian de táctica y optan por la acción, en vez de mantener una estrategia de perfil bajo, es decir, que sea la propia realidad, en este caso la crisis y las decisiones del Gobierno, las que se encarguen de desgastar al Ejecutivo.

Y es que el as que se sacó de la manga el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, con una remodelación profunda de su equipo y los cambios en la dirección del partido ya han tenido sus efectos positivos para los socialistas. Un sondeo realizado por TNS Demoscopia para Antena 3 TV y Onda Cero revelaba que el PSOE con el nuevo Gobierno acortaba distancias con respecto al PP. Si en septiembre los populares aventajaban a los socialistas en 13 puntos, el día 23 esta diferencia se reducía tres puntos.

El subdirector del máster en Comunicación Política y Corporativa de la Universidad de Navarra, Jordi Rodríguez Virgili, explica que hasta ahora el PP ha mantenido en un segundo plano a su líder, Mariano Rajoy, reservándolo para apariciones puntuales para así preservarlo y no quemarlo. Según este experto, con esta estrategia se busca que sea el propio Gobierno con sus acciones el que se desacredite y pierda la confianza del electorado. Ahora bien, entiende que la maniobra de Zapatero ha dado un nuevo impulso al Ejecutivo al apostar por políticos de peso, de proyección pública y buenos comunicadores como son Ramón Jáuregui (Presidencia) y Rosa Aguilar (Medio Ambiente). Pero especialmente el nuevo vicepresidente primero del presidente, Alfredo Pérez Rubalcaba, además de ministro de Interior y portavoz del Gobierno. Rubalcaba es un político con gran capacidad de convicción.

Advierte además de que la revolución en el Gobierno se ha producido en el momento en el que se iban a aprobar Presupuestos. "Cuando la economía es el tema que más preocupa a los ciudadanos se ha dejado de hablar de ella y se ha apuntado a otro foco. Se ha vuelto a hablar de los logros en materia antiterroristas y se ha empezado a jugar con la carta del posible fin de ETA", subraya.

Asimismo, Rodríguez que la táctica del Ejecutivo para recuperar el voto útil de la izquierda podrá basarse en arremeter contra la oposición diciendo que son peores y que pueden acabar con el Estado del Bienestar.

Por todo ello, entiende que el PP tendrá que reaccionar con rapidez y jugar la baza que le queda, la de la crisis: "Deberá intentar que no se pierda este foco de atención, que erosiona al Gobierno, para lo que tendrá que mover ficha y realizar el mayor número de preguntas parlamentarias sobre la economía".

Para el profesor de Ciencias Políticas de la Universidad de Granada, Rafael García Vázquez, la táctica del PP de mantener una estrategia de perfil bajo no le ha dado buenos resultados. Entiende que la diferencia de intención de votos entre los dos partidos se debe a la crisis, pero recuerda que el PSOE sabe manejar muy bien la propaganda de comunicación, "además tiene a su favor que históricamente los españoles son mayoritariamente socialistas". Por ello estima que de aquí a las elecciones generales la diferencia de puntos entre populares y socialistas puede variar mucho.

Giro a la izquierda. "El PSOE intentará captar a los que no votan y a los se sienten defraudados por la gestión de la crisis, mientras que la estrategia del Partido Popular pasa por intentar incrementar su masa electoral, pero lo tiene más complicado, porque aunque tiene muchos votantes es difícil que suba el umbral de las últimas elecciones", señala. Para García Vázquez el viento viene ahora a favor de Zapatero, no sólo por los cambios en el Gobierno donde ha introducido políticos de un perfil más de izquierdas que le permitirá recuperar electorado, sino también por el golpe de efecto al pactar con Coalición Canaria (CC) y el PNV, "que le permitirán dedicarse a legislar en esta última etapa" con la seguridad de tener mayoría en el Parlamento.

  • 1