Local

El presidente afgano sale ileso de un ataque talibán en Kabul

La violencia de los talibanes tocó al presidente afgano, Hamid Karzai, que salió ileso de un ataque que se cobró la vida de al menos tres civiles. Este intento de asesinato sobre Karzai se produjo al comienzo de un desfile conmemorativo de la victoria muyahidín contra el régimen comunista en 1989.

el 15 sep 2009 / 03:50 h.

TAGS:

La violencia de los talibanes tocó al presidente afgano, Hamid Karzai, que salió ileso de un ataque que se cobró la vida de al menos tres civiles. Este intento de asesinato sobre Karzai se produjo al comienzo de un desfile conmemorativo de la victoria muyahidín contra el régimen comunista en 1989.

Un niño de 10 años, el diputado Razel Rahman Samkanai y un líder de un pequeño grupo étnico afgano, identificado como Nasir Ahmad Latifi, fallecieron en este ataque, mientras que una docena de personas más, entre ellas otro diputado del Parlamento afgano, resultaron heridas.

El sonido de explosiones y disparos desató el pánico entre los miles de personas congregados para el gran desfile del Día Nacional, que salieron corriendo mientras Karzai y el resto de su equipo de Gobierno eran evacuados por sus guardaespaldas. En una intervención por la televisión estatal poco después de ser evacuado, Karzai acusó a los "enemigos de Afganistán" de "frustrar la ceremonia del XVI aniversario de la victoria de los muyahidines", a la vez que lanzó un mensaje de calma a la población.

El presidente afgano anunció que varios de los atacantes ya habían sido detenidos por las fuerzas de seguridad. El ataque, cuyas características todavía seguían siendo confusas, fue reivindicado tanto por los talibanes como por un grupo armado afgano afín a la red terrorista Al Qaeda.

El portavoz talibán Zabiullah Mujahid aseguró que seis insurgentes habían emprendido un ataque con rifles de asalto a 30 metros del estrado desde el que Karzai iba a presenciar el desfile. De acuerdo con Mujahid, tres de los atacantes murieron en el tiroteo y otros tres escaparon.

Los talibanes también se atribuyeron la autoría del ataque. A su vez, un portavoz de Hekmatiar comunicó que había lanzaron cohetes desde una vivienda situada a un centenar de metros de Karzai.

Desfile frustrado. Sonaban salvas de cañón y el himno nacional cuando ocurrió el ataque que frustró la celebración. Con un desfile anual, los ex muyahidines celebran la caída del régimen comunista de Mohamed Nayibullah en 1992. Su derrota fue tres años después de la retirada de las tropas soviéticas del país, incapaces de vencer a los grupos muyahidines.

La caída del régimen comunista dio paso a una sangrienta guerra civil que enfrentó a las distintas facciones de muyahidines, sumió al país en el caos y convirtió Kabul en un infierno. Fue ese caos el que movilizó a los talibanes, que se instalaron en el poder en Kabul en 1996 hasta su expulsión en 2001 por parte de las tropas de EEUU y los grupos muyahidines de la llamada Alianza del Norte.

  • 1