Local

El presunto asesino de Su Eminencia pinchó a la víctima con una catana meses antes

el 11 sep 2012 / 12:19 h.

TAGS:

Un testigo ha asegurado que el menor de 17 años de edad que presuntamente acabó con la vida de un joven el pasado día 16 de agosto en la calle Trópico de la capital hispalense ya había "pinchado" a la víctima con una catana hacía varios meses tras una discusión por la compra-venta de una motocicleta.


Fuentes del caso han informado a Europa Press de que, en su declaración ante el Grupo de Homicidios de la Policía Nacional, este testigo ha asegurado que, dos meses antes del crimen, el imputado mantuvo una discusión con la víctima, F.J.M.A., en la que ésta le acusó de ser un "chivato" por una "historia" anterior.

No obstante, y según este testigo, el fallecido le dijo al menor encausado que "era pequeño" y que se fuera de allí, no obstante lo cual, al cabo de varios días y a fin de "impresionar" a unas niñas, el imputado se acercó hasta el fallecido esgrimiendo un objeto similar a una espada y le propinó dos pinchazos en la zona del culo.

"MUY CHULO"

El menor se dirigió al fallecido "en plan muy chulo", según este testigo, quien en su posterior declaración ante la Fiscalía de Menores se ratificó en lo dicho ante los agentes policiales, según han apuntado las mismas fuentes consultadas por Europa Press.

No obstante, ante el fiscal de Menores precisó que el incidente con la catana se produjo hacía cuatro meses --ante la Policía dijo que habían pasado solo dos meses-- y que vino precedido por una discusión a cuenta de la compraventa de una motocicleta entre ambos.

 

De su lado, el menor imputado, que se encuentra internado en un centro cerrado, reconoció ante el fiscal la existencia de "problemas anteriores" con el finado, y que el pasado invierno fue en busca de la víctima portando una catana debido a que el fallecido "le había dado un tortazo" durante una discusión, aunque afirmó no recordar el motivo que originó tal discusión.

RECONOCE LAS CUCHILLADAS

En su declaración, el menor también reconoció que "lanzó" varias cuchilladas a la víctima después de que ésta golpeara su motocicleta con un coche y le rompiera el piloto de atrás. Tras este incidente, le pidió a la víctima los papeles del coche pero ésta no se los quiso dar, tras lo que el imputado se fue a su casa, de donde cogió una barra metálica y un cuchillo de 20 centímetros de hoja.

Tras ello, regresó al lugar de los hechos y golpeó el coche del joven con la barra, lo que motivó, según su declaración, que éste lo golpeara en la cabeza con un martillo que portaba, momento en el que "se enzarzaron los dos a golpes", hasta que, en un momento dado, el imputado sacó un cuchillo que llevaba escondido en el pantalón y le "lanzó" varias cuchilladas.

Los hechos tuvieron en la mañana del pasado día 16 de agosto, cuando la Policía Nacional fue avisada de que se había cometido un presunto crimen en la calle Trópico, aunque cuando llegaron al lugar de los hechos el joven, de 22 años e identificado como F.J.M.A., ya se encontraba fallecido.

  • 1