Local

El PSOE critica la imputación de Rivas y Griñán aplaza su cese

El Gobierno local insta al PP a disculparse por pedir la imputación de Monteseirín.

el 19 feb 2010 / 21:21 h.

TAGS:

Rosamar Prieto-Castro se dirigie al alcalde ante la presencia de Alfonso Rodríguez Gómez de Celis.

Tanto el alcalde como el delegado provincial de Empleo, Antonio Rivas, recibieron con cierta satisfacción el auto de la juez instructora del caso Mercasevilla. El regidor vio cómo la magistrada tumbaba el intento del PP de implicarle en el proceso del cobro de comisiones por encubrimiento, mientras que Rivas vio cómo la juez le daba la razón al admitir que "había pruebas muy débiles". Pese a esto, sigue imputado en el proceso y se desestiman sus recursos. Una contradicción para el PSOE y la Consejería de Empleo que ayer escenificaron un completo cierre de filas y mostraron su malestar con la actuación de la juez Mercedes Alaya. Pese a esto, el propio presidente de la Junta, José Antonio Griñán, advirtió de que si sigue imputado tras el próximo recurso tendrá que dejar su cargo. El presidente del PP-A, Javier Arenas, exigió que esta medida se adoptara de forma inmediata.

"Actúa contra la doctrina del Tribunal Supremo y ha invertido el principio de presunción de inocencia. Se basa solamente en las declaraciones de Mellet y Ponce sin haber efectuado ninguna indagación complementaria para corroborarlas en contra de la doctrina del Supremo. Aplica un principio de culpabilidad insólito", apuntó la dirección provincial socialista en un comunicado. Pese a que Griñán volvió a aludir a la salida de Rivas, tras el auto de ayer, los socialistas vieron ratificada su confianza en el delegado de Empleo. Así lo expresaron públicamente tanto el secretario de Organización del PSOE-A, Rafael Velasco como el consejero de Empleo, Antonio Fernández, quien llegó incluso a valorar positivamente el escrito de la magistrada y la falta de indicios contra Rivas y a expresar su confianza en el recurso que se presentará ante la Audiencia para que se retire la imputación. La misma línea que seguirán las defensas de los otros imputados ante lo que consideran "incongruencias", como la consideración de funcionarios de Fernando Mellet y Daniel Ponce.

La juez sí cerró con fuerza toda opción de imputar al alcalde por un delito de encubrimiento, una petición realizada por el PP. "¿Van ustedes a pedirle perdón al alcalde y a su familia por intentarle imputarle en algo en lo que no está implicado? El auto subraya que el alcalde realizó en breve espacio de tiempo actuaciones tendentes a que se conociera el delito. Si no lo admiten están ustedes muy alejados de la coherencia, y muy cerca del gesto que hizo José María Aznar", apuntó el portavoz socialista, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis. El portavoz de IU, Antonio Rodrigo Torrijos, se expresó en términos similares: "Son cínicos. Dicen respetar que el alcalde no sea imputado, pero se les olvida decir, con sonrisa de perro pulgoso, ‘que nos quiten lo bailao".

El portavoz del PP, Juan Ignacio Zoido, guardó silencio, pero Beltrán Pérez diferenció entre responsabilidades políticas y penales: "Respetamos lo que dice el auto, era la obligación del alcalde denunciar. Pero nada cambia en nuestra valoración de la actuación del alcalde porque una juez no haya encontrado pruebas de responsabilidad penal. Si han hallado -en referencia al PSOE- una resolución favorable, disfrútenla pero no eludan su responsabilidad política".

  • 1