lunes, 21 enero 2019
13:55
, última actualización
Local

El puente de la Cartuja, entre frenazos y acelerones

El PP aprueba por urgencia cambiar el convenio de 2005 sin contar con todas las partes

el 25 jul 2014 / 23:20 h.

TAGS:

Las intenciones del Gobierno local en relación al nuevo puente para unir Torneo y la Cartuja no están claras. El Pleno de ayer aprobó por un lado –como adelantó este periódico– desviar 185.000 euros presupuestados para iniciar los trámites de la redacción del anteproyecto del puente a otras obras, entre ellas la peatonalización del entorno de la basílica Sevilla 25 07 2014:Pleno Ayuntamiento de sevilla.FOTO:J.M.PAISANOde la Macarena, porque al equipo de Juan Ignacio Zoido no le da tiempo de gastarlos este año y, por otro lado, aprobó también un cambio del convenio de 2005 por vía de urgencia que le permite cambiar la pasarela peatonal prevista por ese puente para tráfico rodado y usar los 4,8 millones de euros que Puerto Triana (propiedad ahora de Caixabank) pagó al Consistorio para la reurbanización de la zona de la torre Pelli. Es decir, que el Gobierno local aplazó iniciar el proyecto desviando su financiación y, al tiempo, aceleró la firma de una adenda de un convenio aprobándolo en un consejo de gobierno de la Gerencia de Urbanismo extraordinario que se convocó ayer media hora antes del Pleno para, después, introducir este punto en la sesión por vía de urgencia. Mucha prisa para un asunto sobre el que el propio secretario de la Gerencia de Urbanismo había puesto pegas. En primer lugar, apuntó que el convenio no se podía modificar sin la participación de la tercera parte firmante, Agesa, la empresa de la Junta que gestiona los activos de la Expo’92. Según los socialistas, Agesa no fue informada y sus servicios jurídicos aseguran que no se puede cambiar un convenio sin el visto bueno de todas las partes. El PP, en cambio, no opina así. De hecho, los responsables de Urbanismo presentaron ayer un informe elaborado por dos técnicos municipales que apuntan que el cambio del convenio no afecta a Agesa y que, por tanto, no tiene que ser informada. El secretario de la Gerencia, finalmente, ha dado por justificada la acción del Gobierno con ese nuevo informe, aunque no entra a valorar si es correcto o no. Para el portavoz adjunto del PSOE, Antonio Muñoz, es «un atentado al principio básico del derecho administrativo». «Un convenio con tres partes se tiene que modificar con las tres partes», insistió. Además, el secretario de la Gerencia cuestionó que las obras de reurbanización que el nuevo convenio atribuye a Puerto Triana no vayan a salir a concurso público, es decir, que el convenio puede vulnerar la Ley de Contratos Públicos, pega que Urbanismo solventa con otro informe que dice que no es así. «Es de república bananera, una falta de respeto. Tuvieron que retirar este cambio del convenio dos veces del consejo de la Gerencia de Urbanismo por las pegas y la falta de documentación que puso de relieve el secretario y ahora se aprueba por vía de urgencia en el Pleno y con una consejo de gobierno de la Gerencia extraordinario», lamentó Muñoz. Mediante la redacción final de este convenio, según el concejal de Urbanismo, Maximiliano Vílchez, la sociedad Puerto Triana destinaría unos 4,8 millones de euros a obras de urbanización y reordenación del entorno de la torre, si bien el concejal socialista Antonio Muñoz avisó de que el destino de esta partida económica depositada años atrás por Puerto Triana incluye el proyecto del nuevo puente entre Torneo y la Isla de la Cartuja, con lo que consideró «contradictorio» que el Gobierno municipal desvíe el dinero del anteproyecto pero avance en este convenio destinado a su financiación. Vílchez insistió en que el objeto de este convenio es la financiación de la reordenación del entorno de la torre, cuyas obras acabarán, en principio, en el próximo mes de diciembre. Para ver listos los edificios a sus pies habrá que esperar más. Por eso cabe pensar que las prisas del Gobierno local se deban más a las presiones del promotor de la torre Pelli para que arranque la obra en las calles, que a su intención de empezar el puente. De hecho, tras anunciar un concurso de ideas, el proyecto no estará hasta mediados del próximo mandato.

  • 1