Local

El rector no prohibirá ningún libro

El rector de la Universidad de Sevilla ha afirmado este lunes en la inauguración de la Facultad de Educación que "ya pasó el momento de prohibir libros" tras la petición por parte del Sindicato Andaluz de Trabajadores de vetar el libro 'Comprender y sanar la homosexualidad'.

el 17 ene 2011 / 16:50 h.

TAGS:

El rector de la Universidad de Sevilla, Joaquín Luque, ha afirmado  este lunes en la inauguración de la nueva Facultad de Educación que "el momento de prohibir libros ya pasó", de manera que  no prohibirá la difusión de ningún libro en el seno de la Universidad. De esta manera ha respondido la petición que realizó la sección sindical del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) la pasada semana en la Universidad de Sevilla de no ceder más  espacios o sedes al Movimiento Cultural Cristiano hasta que  esta organización no retire de su catálogo de libros el que en  2004  publicó Richard Cohen, titulado 'Comprender y sanar la  homosexualidad'.

El rector de la Hispalense ha aclarado que "el libro no estaba expuesto en la Universidad, pero no voy a  prohibir ninguno" y ha añadido que "las polémicas sobre la homosexualidad no están solo en este libro, sino en más y explican la homosexualidad en un sentido o en otro".

Según un escrito remitido por el sindicato a Luque  este libro "no es acorde con la realidad social  actual y no puede ser exhibido y vendido en un foro como la  Universidad de Sevilla", algo que según el SAT ocurrió el pasado mes  de noviembre durante la celebración de la 'XXII Semana con los Pobres  de la Tierra' en la Facultad de Psicología y que el Movimiento Cultural Cristiano organizó en  colaboración con el Servicio de Asistencia Religiosa de la  Universidad de Sevilla.

"La Universidad de Sevilla debe entender que este tipo de opiniones lesionan  gravemente a miembros de su comunidad universitaria que son  homosexuales, más cuando provienen de un movimiento que se  autodenomina cultural", le explican al rector en su carta. Asimismo,  le recuerdan, que un poder público como la Hispalense "no puede amparar  ideas homófobas contrarias de forma general al ordenamiento jurídico  y de forma concreta a sus estatutos".  

La entrega de este escrito a Luque tuvo lugar en el transcurso de  una concentración convocada por el SAT y a la que han acudido en  torno a medio centenar de personas entre alumnos y sindicalistas. Con  pancartas con lemas como 'Soy lesbiana, no tengo ninguna enfermedad',  los participantes han querido mostrar su malestar porque el libro de Cohen se haya estado publicitando en las sedes de la US y porque  éste, en definitiva, "lleva a entender la homosexualidad como  patología que se puede sanar".

  • 1