Local

El Rey anima a 'luchar juntos frente a la crisis' ante la falta de 'recetas mágicas

El rey Juan Carlos I de España expresó su preocupación por la "seria crisis que estamos viviendo. Más allá de la frialdad de las cifras, me preocupan muy especialmente las numerosas personas que en nuestro país han perdido su empleo", en su tradicional mensaje de Navidad. Foto: EFE.

el 15 sep 2009 / 20:21 h.

TAGS:

El rey Juan Carlos I de España abogó ayer por "intensificar los sólidos vínculos" con Iberoamérica y por dar un "nuevo impulso" a las relaciones con Estados Unidos, donde el próximo 20 de enero asumirá la Presidencia Barak Obama.

En su tradicional mensaje de Navidad, el monarca destacó la importancia del papel internacional de España y de la acción exterior, que dijo debe estar dirigida "a fortalecer posiciones en la Europa a la que pertenecemos, preparando desde ahora la Presidencia española de la Unión Europea en 2010".

"Para ello, también debemos dar un nuevo impulso a nuestras relaciones con los Estados Unidos, intensificar nuestros sólidos vínculos con Iberoamérica y con el Mediterráneo, y mantener nuestra proyección en África y Asia, junto a nuestra cooperación con los países menos favorecidos".

Consideró asimismo que es el momento "de reforzar la cooperación multilateral frente a los grandes desafíos, desde el terrorismo internacional que condenamos con firmeza y que, de modo tan brutal, se ha manifestado en Bombay, hasta la crisis financiera y económica internacional, el hambre y la pobreza, o la protección del medio ambiente".

El rey Juan Carlos expresó su preocupación por la "seria crisis que estamos viviendo. Más allá de la frialdad de las cifras, me preocupan muy especialmente las numerosas personas que en nuestro país han perdido su empleo".

Para el monarca, "no hay recetas mágicas" para solucionar la crisis, pero "juntos podremos vencer problemas y dificultades si actuamos con realismo, rigor, ética y mucho esfuerzo, anteponiendo siempre el interés general sobre el particular, buscando acuerdos y soluciones con generosidad, responsabilidad y amplitud de miras".

También dijo que se trata "de disponer de reglas internacionales más eficaces para reforzar la estabilidad, supervisión y transparencia del sector financiero en un nuevo entorno globalizado".

El Rey tuvo palabras de reconocimiento para los militares españoles que sirven en misiones de paz en el extranjero y un "emocionado recuerdo" para los que han perdido la vida en ese cometido, de la misma manera que rindió homenaje y recuerdo a las víctimas del terrorismo y a sus familiares.

"Estoy convencido de que, con unidad, voluntad y determinación, el final del terrorismo estará cada vez más cerca", señaló.

El monarca destacó también el XXX aniversario de la Constitución, gracias a la cual "España ha vivido por primera vez treinta años de democracia plena, que coinciden con los de mayor progreso y modernización en nuestra Historia".

Y concluyó su alocución navideña con un mensaje de esperanza: "No es tiempo para el desánimo. Hemos logrado salir adelante con fuerza de otros periodos complejos y reemprender el camino aún con mayor dinamismo", señaló.

El Rey pronuncia su mensaje de Navidad, que es retransmitido por televisión, a las 21.00 hora española (20.00 GMT), poco antes de que los españoles den comienzo a la tradicional cena de Nochebuena que reúne a las familias.

  • 1