Local

El servicio Bus+Bici del Consorcio de Transportes captó 4.000 usuarios más el pasado año

El servicio sólo se resiente en los pueblos cercanos a la línea 1 del Metro de Sevilla.

el 06 feb 2011 / 18:31 h.

TAGS:

El aparcamiento está en Plaza de Armas.
La bicicleta sigue ganando adeptos en el área metropolitana. El servicio Bus+Bici, que permite el préstamo de una bicicleta a los viajeros de los líneas de autobús del Consorcio de Transportes del área metropolitana, da buena prueba de ello tras comprobar que ganó el año pasado 3.885 nuevos usuarios, es decir, un 14% más que en 2009. Estos datos consagran más a una idea que, desde su puesta en servicio en el otoño de 2006, no deja de escalar. Las cifras hablan por sí solas: ya son 31.491 clientes los que hacen uso del Bus+Bici, el triple que los de hace tres años.


La mayoría de los usuarios proceden, un año más, de Tomares, con 4.769 personas, pero con una salvedad, la pérdida de un 28,8% de los clientes que hacían uso de este préstamo en 2009. También se resintió el servicio, aunque en menor número -ya que eran menos usuarios- en los dos municipios vecinos a Tomares y que cuentan con la ventaja de tener paradas de la línea 1 del Metro de Sevilla. De este modo, Mairena del Aljarafe perdió un 40% de sus usuarios, quedándose en 64, mientras que San Juan de Aznalfarache se limitó a 159, un 26,05% menos que antes. Junto a ellos, pierden comba igualmente Castilleja de la Cuesta, Castilleja de Guzmán y, en mucha menor medida, Gelves, La Algaba, Alcalá de Guadaíra y La Puebla del Río, según los datos en poder del consorcio.

Por contra, Camas fue el municipio que más creció en el uso de este servicio, con 1.232 nuevos adeptos, lo que la convierte en el segundo pueblo con más usuarios (3.829) tras el citado caso de Tomares. Les siguen en representación Gines, con 2.581 usuarios, Castilleja de la Cuesta, con 2.430 pese a su ligera caída en 2010, y Bormujos, con 1.783 beneficiarios.

No obstante, el crecimiento de usuarios no es tanto fruto de esos municipios como los de la tercera y segunda corona del Aljarafe, que empiezan a ver la bicicleta como una vía de solución para la movilidad. En este sentido, Aznalcázar pasó de cuatro a 134 beneficiarios; Pilas de 20 a 256; y Carrión de los Céspedes de 46 a 232. Hasta el pueblo con el menor número de habitantes de la aglomeración urbana, como Castilleja del Campo, experimentó su propio ascenso: de uno que había en 2009 a 19 usuarios durante el año pasado.

El mes estrella volvió a ser octubre, cuando se alcanzó el tope de 4.481 usuarios, el más alto en la historia del servicio. Con ello, además, se rompió una marca que existía desde noviembre de 2009, que tuvo 4.052 beneficiarios. Por contra, las vacaciones hicieron mella otro año más y, por tanto, agosto fue el mes de menor afluencia, con 699.

Pero, más allá de estas cifras, el Bus+Bici está a punto de superar la barrera de los 100.000 usuarios. Desde que se puso en marcha el servicio, hace casi cinco años, han utilizado este préstamo 91.677 personas, 52.892 hombres y 38.785 mujeres, de los que más de una cuarta parte pertenecen a Tomares, seguido de Camas, Gines y Castilleja de la Cuesta. Tras éstos con más tradición en el servicio, otros tres pueblos comienzan a hacer uso masivo del servicio: Huévar del Aljarafe, El Viso del Alcor y Carmona, de manera que la demanda ya no se limita al Aljarafe, sino que empieza a irrumpir en Los Alcores.

  • 1