martes, 19 marzo 2019
21:42
, última actualización
Deportes

El Sevilla aleja fantasmas y Jiménez se refuerza

Tres zarpazos en la primera parte dieron al Sevilla el pase a cuartos de final ante un Deportivo que, lejos de ser un adversario dispuesto a remontar la eliminatoria, ayer fue una caricatura.

el 15 sep 2009 / 21:12 h.

Tres zarpazos en la primera parte dieron al Sevilla el pase a cuartos de final ante un Deportivo que, lejos de ser un adversario dispuesto a remontar la eliminatoria, ayer fue una caricatura. El temor al fracaso -la sombra de Génova es alargada- se disipó y ahora será el Valencia el que calibre la fuerza del Sevilla en esta Copa del Rey.

Tras el empate y, sobre todo, la imagen ofrecida ante Osasuna, los tres duelos contra el equipo de Miguel Ángel Lotina se habían convertido en la gran prueba de fuego para Manolo Jiménez, y lo cierto es que el técnico del Sevilla no ha podido salir más reforzado. Ha ganado los tres, de forma clara e incluso superando reveses como la expulsión de Maresca o la desventaja en el marcador en el choque liguero. Jiménez ha estado a la altura de las circunstancias, pero también los jugadores. El fracaso de Génova o pinchazos como el reciente ante el colista han quedado en un segundo plano en estos momentos. Si la Liga, dada la situación en la tabla, comienza a ilusionar poco a poco al sevillismo, la Copa lo hace ya también. Ayer, el Sevilla supo y jugó como debía tras el 2-1 de la ida: a favor de marcador y arriesgando lo justo. Le bastaba estar concentrado y aprovechar alguna jugada de ataque para dejar en la cuneta al Dépor. Y lo consiguió casi sin despeinarse.

Por ser más listo y estar mucho más metido en el partido que los defensas del Dépor, Jesús Navas se encargó de alejar fantasmas con un gol de volea a los 36 segundos de juego. Capel, titular en un equipo plagado de titulares y con dos delanteros natos, vio su llegada y le puso el balón. Por ser más listo, Luis Fabiano robó un balón a Colotto -ver para creer- en la frontal del área, regateó a Fabricio y sentenció la eliminatoria. Y por ser más listo y tener un golpe de suerte, el brasileño logró poco después el 0-3. Esta vez, los centrales chocaron entre ellos y le dejaron el balón para que lo picase con maestría ante la salida del portero.

Los garrafales errores en defensa del Dépor fueron determinantes. Permitieron al Sevilla jugar con cierta serenidad e hicieron inútiles los intentos locales, aunque también se sufrió por regalar el balón más de lo debido. El equipo de Lotina tuvo dos clarísimas ocasiones en la primera parte para seguir con vida, pero Palop y Escudé, sacando ambos la pelota cuando se colaba, impidieron que Colotto y Valerón marcaran.

Chevantón... de portero. Con el 0-3, la segunda parte sobraba. El Sevilla intentó bajar aún más el ritmo del encuentro y buscar el cuarto gol a la contra. Jiménez sacó a Renato por Kanouté, que volvió a hacer un buen trabajo; quitó a Jesús Navas y metió a Adriano; y finalmente hizo jugar a Chevantón. Justo después, el Dépor se quedó con diez hombres tras la expulsión (roja directa) de Omar Bravo por cazar a Romaric. La superioridad numérica duró 13 minutos. En el 83', Megía Dávila expulsó a Palop por un supuesto penalti a Colotto. Enorme el enfado del valenciano. Chevantón ejerció de portero improvisado. Y no le marcaron. Pablo Álvarez la mandó al poste. Negado el Dépor y más listo el Sevilla ayer.

- Ficha técnica:

0 - Deportivo de La Coruña: Fabricio; Manuel Pablo (Zé Castro; m.54), Adrián López "Piscu", Colotto, Filipe Luis; Antonio Tomás, De Guzmán; Pablo Alvarez, Valerón, Lafita (Juan Rodríguez; m.64); y Bodipo (Omar Bravo; m.54).

3 - Sevilla: Palop; Crespo, Squillaci, Escudé, Navarro (Chevantón; m.75); Navas (Adriano; m.58), Romaric, Duscher, Capel; Luis Fabiano y Kanouté (Renato; m.65).

Goles: 0-1; m.1, Navas. 0-2; m.22, Luis Fabiano. 0-3; m.40, Luis Fabiano.

Arbitro: Megía Dávila, del Colegio madrileño. Expulsó a Omar Bravo (m.69), por parte del Deportivo de La Coruña; y a Palop (m.83), por parte del Sevilla. Además, mostró tarjeta amarilla a De Guzmán (m.12) por parte del Deportivo de La Coruña; y a Crespo (m.29) y Romaric (m.22), por parte del Sevilla.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la vuelta de los octavos de final de la Copa del Rey, disputado en el estadio municipal de Riazor ante unos 14.000 espectadores.

  • 1