Deportes

El Sevilla comienza la defensa del títúlo de Copa sin Kanouté ni Luis Fabiano

El vigente campeón visita al Real Unión de Irún, todo un histórico que atesora cuatro trofeos en esta competición. Gregorio Manzano deja en casa a Kanouté y Luis Fabiano

el 26 oct 2010 / 19:30 h.

Negredo vuelve al equipo esta noche.

El Sevilla afronta desde hoy un nuevo reto, el mismo que le ha dado tantas alegrías en los últimos años. La Copa del Rey ha pasado de ser una competición secundaria y de mal recuerdo a convertirse en una excelente vía para ampliar el palmarés del club y hacer feliz a la afición.

Desde el año 2006, cuando el conjunto nervionense cayó a manos del Cádiz, su trayectoria por el torneo del K.O. le ha permitido disputar dos finales y levantar el título en ambas. Primero lo hizo ante el Getafe (2007) y luego, la pasada campaña, frente al Atlético de Madrid, hitos que le dieron la posibilidad de luchar por otro trofeo, la Supercopa, conquistando la de 2007 ante el Real Madrid.

Ahora, el Sevilla inicia la defensa de su último título con la intención de levantar el sexto de Copa, lo que le llevaría a igualar las siete que atesora el Zaragoza. Barça (25 veces campeón), Athletic (23), Real Madrid (17), Atlético (9) y Valencia (7) son los grandes protagonistas de la competición a lo largo de su historia.

Pero no va a ser fácil. Pese al excelente papel del Sevilla estos últimos años, también ha sufrido, y de qué manera. Hace dos temporadas el Athletic le apeó en la vuelta de semifinales y, sin ir más lejos, la pasada campaña el Getafe estuvo a punto de hacerle pasar el mismo mal trago. Por suerte para los nervionenses, los apuros del Coliseum se quedaron sólo en eso. Luego, en la gran final, se impusieron al Atlético.

LA HISTORIA COMO ADVERTENCIA. El sorteo de esta eliminatoria de dieciseisavos ha emparejado al equipo de Gregorio Manzano con el Real Unión. Lejos de considerarlo un rival fácil por aquello de jugar en Segunda B, la historia sirve al Sevilla para afrontar este doble duelo con mucha seriedad. Nada menos que cuatro títulos de Copa dan lustre a sus vitrinas. La primera, en 1913, conquistada por el Racing Club de Irún, germen del equipo que nació tras la fusión con el Irún Sporting Club. El Real Unión se convirtió en uno de los equipos más brillantes del fútbol español durante las tres primeras décadas del siglo XX y prueba de ello son los otros tres títulos de Copa que posee: 1918, 1924 y 1927.

Sin embargo, con el paso de los años el histórico conjunto guipuzcoano fue perdiendo presencia. La pasada campaña jugó en Segunda A tras escalar desde Tercera, aunque las cosas no le fueron bien y terminó descendiendo. Actualmente ocupa el cuarto puesto en su grupo y quiere de reverdecer laureles con jugadores como Lacruz, Descarga, Eneko Romo, Maric o Gorka Brit.

Pero si hay algo que ha convertido al Real Unión en protagonista estos últimos años es precisamente la Copa. Su gesta ante el Real Madrid, al que eliminó hace dos temporadas en dieciseisavos de final tras ganarle 3-2 en casa y lograr un 4-3 en el Santiago Bernabéu, es un serio aviso.

ROTACIONES EN EL SEVILLA. Manzano ha recordado a los suyos aquella debacle para evitar sorpresas. El calendario y los problemas físicos de última hora harán que el técnico, tras dejar en casa a Kanouté, Luis Fabiano y Perotti, introduzca cambios en su alineación. Dani Jiménez, Rodri, Acosta y Cigarini figuran en su lista. La presencia de Javi Varas bajo palos y el regreso de Escudé, Zokora, Cigarini, José Carlos y Negredo se presumen como principales novedades en el Stadim Gal, un campo de reducidas dimensiones donde la afición local apretará lo suyo.

  • 1