Deportes

El Sevilla recupera provisionalmente su plaza Champions tras vencer a Osasuna

Un gol de Luis Fabiano a los 34 minutos de la primera parte dio la victoria del equipo de Manolo Jiménez sobre Osasuna, desaparecido en combate tras el 1-0.

el 14 feb 2010 / 18:53 h.

Luis Fabiano, tras chocar con Miguel Flaño.

Un gol de Luis Fabiano fue suficiente para tumbar a Osasuna y sacar provecho a una jornada que, a la espera del partido de esta noche entre Mallorca y Tenerife en Santa Cruz, devuelve al Sevilla a puestos de Liga de Campeones y le sitúa a cuatro puntos del Valencia. La victoria es, sin duda, lo mejor que deja el equipo de Manolo Jiménez, porque le permite hacer buenos los pinchazos de sus rivales directos y, al mismo tiempo, confirmar que la dinámica en casa ha cambiado. Son ya tres sus triunfos consecutivos como local en Liga, precisamente los que le están aupando ahora mismo en la clasificación, ya que lejos de casa ha bajado su nivel (no gana desde el 13 de diciembre). Eso sí: venció a Osasuna dejando la sensación, una vez más, de que puede rendir a un nivel muy superior. Pero al menos gana cuando juega mal, que no es poco.

Goles son amores, y así lo recordó Luis Fabiano. Su tanto, a los 34 minutos de partido, cabeceando impecable un centro de Diego Capel al primer palo, fue determinante. Si en la primera parte sólo se vieron dos ocasiones nervionenses (una del brasileño tras una conexión con Renato que deshizo el meta Roberto y la del gol), en la segunda, con Osasuna obligado a dejar huecos, no hubo ninguna. Por mucho que quiere evitarlo, el Sevilla sufre más de lo debido. Osasuna, con un par de contragolpes, lo dejó claro en la primera parte. Luego, el equipo de José Antonio Camacho desapareció en combate. Bastó tener más la pelota para mantenerlo controlado.

Zokora, cuyas ayudas en defensa valieron su peso en oro, y Jesús Navas, al que no pesan los minutos en las piernas, demostraron ser los dos futbolistas más entonados del equipo junto a Palop y Luis Fabiano. El portero volvió a aparecer en un disparo lejano de Calleja para evitar el gol con su estirada y el delantero, para dar tranquilidad al equipo a una afición expectante tras el partido del Coliseum.

LA AFICIÓN, EXPECTANTE. El pase a la final de Copa se ha visto acompañado con una sensación generalizada de incertidumbre que ayer apareceió por momentos. Pandiani, cabeceando desviado en inmejorable posición para marcar, y Calleja, que chutó desde lejos y vio cómo Palop aparecía para evitar su gol, crearon cierta inquietud en el Sánchez Pizjuán. Apenas habían transcurrido 21 minutos de juego y el Sevilla sólo se dejaba notar con alguna que otra arrancada de Diego Capel -titular en detrimento de Perotti-, de Jesús Navas o de Luis Fabiano. Demasiadas pérdidas y malos balances defensivos hicieron aparecer por Nervión la sombra del fantasma del gol visitante.

Sin embargo, esta vez ni el equipo que llegaba tuvo pólvora ni el de Jiménez fue tan inocente como en anteriores citas en Nervión. La línea de atrás, con Fazio como principal novedad, se impuso siempre a Pandiani, Masoud y luego a Dady. Eso sí, con la inestimable ayuda de un Zokora muy distinto al que se vio el pasado miércoles en Getafe, cosa que agradeció el equipo.

SIN NOTICIAS DEL RIVAL. Entre que Osasuna desapareció tras el gol de Luis Fabiano y que el conjunto de Jiménez supo controlar un partido donde la rivalidad entre ambas escuadras no apareció por ningún lado, era cuestión de dejar pasar el reloj. Una acción que Fazio desbarata en el área pequeña y un posterior contragolpe de Zokora que éste no resuelve fueron las dos únicas acciones reseñables en toda la segunda parte.

Todo lo demás fue ver a Jesús Navas tratando de ganar la partida a Monreal, internacional de nuevo cuño como él. O a Negredo -sustituyó a Kanouté, renqueante- intentar hacer bueno algunos de los escasos balones que le llegaron. Pero la cosa no dio para más. Ganar, por lo menos, permite respirar mucho mejor.

 

FICHA TÉCNICA:

1 - Sevilla FC: Palop; Adriano, Stankevicius, Escudé, Fazio; Jesús Navas, Zokora, Renato, Capel (Perotti, m.83); Luis Fabiano (Romaric, m.76) y Kanouté (Negredo, m.55).

0 - CA Osasuna: Ricardo; Echaide, Miguel Flaño, Sergio, Monreal; Nekounam, Puñal, Camuñas, Calleja (Vadócz m.86); Masoud (Dady, m.62) y Pandiani (Galán, m.81).

Gol: 1-0, m.34: Luis Fabiano. Árbitro: Javier Estrada Fernández (Colegio catalán). Mostró tarjeta amarilla a Echaide (m.45), Monreal (m.52), Renato (m.60), Calleja (m.62).

Incidencias: Partido disputado en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán, correspondiente a jornada 22, ante unos 35.000 espectadores que guardaron un minuto de silencio en memoria del socio de la entidad fallecido esta semana y del ex jugador del Real Madrid Luis Molown.

  • 1