El sí ciudadano a la refinería

La plataforma de apoyo inicia una recogida de firmas para avalar el proyecto en Industria

el 28 jul 2012 / 18:08 h.

José María Martín, portavoz de la plataforma sevillana Refinería sí, junto a Jesús Sarmiente, secretario.

Quizás sea una de las últimas esperanzas que aún quedan para que la ansiada construcción de la Refinería Balboa sea una realidad. La ciudadanía, la misma que se verá privada de una importante generación de riqueza y puestos de empleo con el actual bloqueo, ha decidido ahora dar un paso al frente y comenzar una campaña de recogida firmas para que el Ministerio de Industria dé la autorización definitiva que permita ejecutar finalmente el proyecto, revocando así el informe negativo de Medio Ambiente.

La recogida de firmas comenzó el pasado 24 de junio en el transcurso de la asamblea que celebró en Villaverde el grupo de empresarios que plantea construir un importante parque de viviendas en la localidad pacense de Los Santos de Maimona, sostenida sobre el núcleo industrial que generará la puesta en marcha de la refinería. Hasta el momento, las redes sociales están siendo su más importante plataforma para conseguir el apoyo de los ciudadanos. No obstante, en menos de una semana ya han logrado más de mil firmas, y a partir de este lunes comenzará la acción más importante: la petición de firmas a pie de calle. El objetivo marcado se sitúa en las 30.000 adhesiones, con las que dirigir una iniciativa a Industria que respalde el informe elaborado por los técnicos de la promotora.

Lo cierto es que hasta el momento, Refinería Balboa -un proyecto del Grupo Gallardo, editor de El Correo de Andalucía-, que crearía una punta máxima de hasta 6.000 puestos de empleo, facturaría 6.500 millones de euros e incidiría positivamente en la conservación del medio ambiente, sólo ha encontrado puertas cerradas para su ejecución. Sin embargo, los miembros de las plataformas Refinería sí siguen apostando por un modelo que consideran más que viable. Jesús Sarmiento y José María Martín son dos de esos hombres que siguen luchando día a día por demostrar que la refinería merece la pena. Y lo hacen porque conocen a la perfección los beneficios que generaría su construcción en la maltrecha situación económica que afecta al país, con especial incidencia en toda la zona sur.

"Ahora mismo está en juego la construcción de 2.500 viviendas por parte de una empresa sevillana, con la que generaríamos 3.000 puestos de empleo en cinco años", explica el portavoz de la plataforma, José María Martín. De ellas, la mitad serían de protección oficial, dejando al margen "el posible interés especulador" que algunos puedan creer. Pero la realidad es que el bloqueo momentáneo de la refinería está poniendo en jaque no sólo la construcción de estas viviendas, sino también el futuro de esta empresa que ve cómo su proyecto de generar riqueza y empleo en la provincia de Sevilla corre peligro de desvanecerse.

INFORME TÉCNICO. Frente a la Declaración de Impacto Ambiental desfavorable, elaborada por el Ministerio de Medio Ambiente, la promotora cuenta con un importante informe técnico en el que se rebaten con argumentos profesionales todas las trabas burocráticas impuestas al proyecto. De entre todas, destaca el escaso impacto que la construcción del oleoducto -entre el puerto de Huelva y la refinería- tendría para Doñana, uno de los argumentos más recurrentes para los opositores del proyecto. En este informe se recoge que no sólo no se incrementaría el tráfico marítimo en el puerto, sino que además el oleoducto pasaría a más de 20 kilómetros del parque.

De igual modo, el documento avala el compromiso con la conservación del medio ambiente pues, ante la nueva normativa de la Unión Europea que aumenta los controles sobre los vertidos, el proyecto apuesta por el denominado vertido cero. Con respecto al resto de refinerías españolas, Balboa proyecta la ratio más baja de residuos peligrosos, apostando además por la eficiencia energética y el ahorro en el desplazamiento del crudo.

  • 1