Local

El Supremo confirma votos ilícitos al PP en Baeza

Rechaza el recurso de dos militantes condenados por manipular el sufragio por correo de ancianos

el 12 ene 2010 / 20:20 h.

TAGS:

El Tribunal Supremo ha desestimado el recurso de casación interpuesto por los dos miembros del PP de Baeza (Jaén) que fueron condenados por vulneración dolosa de los trámites del voto por correo tras haberse puesto de acuerdo para conseguir sufragios de ancianos "de forma ilícita" para su formación política en las últimas elecciones municipales.
José María P.B. y José P.R. fueron condenados por la Audiencia Provincial de Jaén a 30 días de cárcel cada uno, que podían ser sustituidos por el pago de una multa de 600 euros, y a una sanción de 1.500 euros, fallo que recurrieron al considerar vulnerada su presunción de inocencia, fundamentado en que la prueba practicada para dar por probados los hechos "carece de toda base razonable".

La sentencia del Supremo, a la que tuvo acceso Europa Press, argumenta que la valoración del material realizada por la Audiencia para llegar a la conclusión de que los acusados fueron quienes procedieron a introducir las papeletas en el sobre correspondiente al voto "debe ser considerada razonable, por lo que el motivo se desestima".

El Supremo considera probado que los recurrentes, tras conseguir la colaboración de otras personas para que aceptaran actuar como apoderados, obtuvieron de varios ancianos ingresados en una residencia el poder suficiente para el ejercicio del voto por correo, obteniendo también los certificados médicos oportunos, exigidos por la legislación electoral.

"Una vez que cada apoderado recibió la documentación necesaria, remitida a nombre de cada uno de los ancianos poderdantes, siguiendo las instrucciones de los acusados, las llevaron a la sede del partido al que pertenecían, donde aquellos la recibieron, procediendo a introducir en cada sobre la papeleta que les pareció oportuna, sin dar opción a los titulares del derecho al voto para que lo hicieran por sí mismos", según recoge el Supremo, que afirma que, seguidamente, volvieron a entregar los sobres a los apoderados para que estos los remitieran a su destino.
Para este tribunal el hecho delictivo se concreta en que, tras recibir la documentación correspondiente a cada poderdante, "procedieron a introducir en el sobre de votación la papeleta que ellos decidieron, sin permitir al votante hacerlo por sí mismo".
En este proceso había otras personas acusadas, si bien la Audiencia de Jaén condenó a estas dos y absolvió a otras 22 al no considerar probada su colaboración con los recurrentes.

  • 1