martes, 23 abril 2019
09:01
, última actualización
Local

El taxi de la periferia denuncia al de Sevilla por practicar el 'intrusismo'

La guerra del taxi estalla en la Gran Sevilla. Los taxistas del Aljarafe, Dos Hermanas, Alcalá de Guadaíra y Utrera denuncian casos de intrusismo de vehículos de Sevilla que prestan servicio en sus territorios aunque esté prohibido. Esta situación relanza la idea de crear un consorcio del taxi del área metropolitana que fije las mismas garantías para todos.

el 15 sep 2009 / 17:56 h.

TAGS:

La guerra del taxi estalla en la Gran Sevilla. Los taxistas del Aljarafe, Dos Hermanas, Alcalá de Guadaíra y Utrera denuncian casos de intrusismo de vehículos de Sevilla que prestan servicio en sus territorios aunque esté prohibido. Esta situación relanza la idea de crear un consorcio del taxi del área metropolitana que fije las mismas garantías para todos.

"Los taxistas de la capital hispalense hacen su agosto fuera de la ciudad de Sevilla". Ésa es la denuncia que realizan al unísono el consorcio del Aljarafe y las uniones del taxi de Dos Hermanas, Alcalá de Guadaíra y Utrera. Tal es el malestar de estos colectivos que algunos se reunieron este martes para debatir éste y otros problemas y relanzar una idea que parecía abocada al fracaso, en parte, por la presión ejercida en su día por los taxistas de Sevilla: la creación de un consorcio del taxi del área metropolitana.

Y es que, según las asociaciones, la presencia de los taxistas de Sevilla en sus territorios es continua. El presidente de la Unión del Taxi de Alcalá de Guadaíra, Antonio Gutiérrez, denuncia que prácticamente no pueden prestar servicio en ninguno de los 12 polígonos de su ciudad, ya que está ocupado por vehículos con licencias de la capital hispalense. "No tenemos ni el complemento de asistencia a los polígonos ni el del aeropuerto por culpa de los casos de intrusismo", confesó.

Una situación similar pasa en Dos Hermanas. La llegó a sufrir el propio presidente de la Unión del Taxi de Dos Hermanas, David Claraco, que hasta fue expedientado tras intentar evitar que un taxista de la capital hispalense prestara servicio en su municipio. "El taxi de Sevilla tiene su área metropolitana en la sombra", comentó, a la vez que recordó que prestar un servicio fuera del término municipal supone un incumplimiento de la ley.

La tónica se repite en el Aljarafe. Pero el presidente del consorcio del Aljarafe, Moisés Cuadrado, que representa a 31 municipios, hizo una salvedad: no sólo los profesionales de Sevilla se aprovechan de la falta de inspectores, sino que también detectan casos de particulares que dejan su teléfono por internet para prestar el servicio e incluso taxistas de la comarca que plantean una tarifas más bajas de lo pactado.

"Cada municipio tiene su ámbito de trabajo y Sevilla entra en todos sitios", se lamentó por su parte el secretario de la Unión del Taxi de Utrera, Rafael Peña. En su queja recuerda el último logro de los taxistas de su ciudad, conseguido a principios de año: que le permitan prestar el servicio de vuelta a la capital hispalense de la Fiscalía de Sevilla. Pero opina también que estos casos de intrusismo pueden ir a más por la crisis.

Estas quejas, unidas a la llegada de inversiones para los futuros nudos de comunicación del área metropolitana -como la SE-40- obligan a estas asociaciones a retomar su petición a las administraciones de crear un consorcio del taxi del área metropolitana: "Si lo tienen los autobuses por qué no lo vamos a tener nosotros".

Informática . Los representantes del Aljarafe, Dos Hermanas y Alcalá de Guadaíra tuvieron esta semana su primera toma de contacto, en la que consiguieron sellar los primeros acuerdos. La unificación dará comienzo con el uso del mismo sistema informático. Ese paso será "la primera señal para que la Junta de Andalucía sepa la predisposición a trabajar juntos", según señalaron. También se acordó que los taxistas de Alcalá de Guadaíra y Dos Hermanas retomen el diálogo con sus respectivos consistorios para que colaboren en la creación del consorcio del taxi del área metropolitana.

Con esta primera reunión, los tres grandes núcleos poblacionales de la Gran Sevilla desentierran un proyecto que hace menos de un año se daba por imposible a pesar de que todos los implicados coincidían en que supondría una gran ventaja tanto para los taxistas como para los clientes, por unificar tarifas, servicios y, sobre todo, áreas de actuación.

  • 1