Local

El TSJA acepta que no puede inflar las aulas

La misma sección del TSJA que lleva un año reconociendo el derecho de los padres a matricular a sus hijos en el colegio que consideren oportuno, por encima de que el centro escolar haya superado la ratio prevista de alumnos por aula, ha dictado un fallo en el que avala todo lo contrario, al defender que prevalece el derecho general de mantener una ratio razonable...

el 15 sep 2009 / 23:44 h.

La misma sección del TSJA que lleva un año reconociendo el derecho de los padres a matricular a sus hijos en el colegio que consideren oportuno, por encima de que el centro escolar haya superado la ratio prevista de alumnos por aula, ha dictado un fallo en el que avala todo lo contrario, al defender que prevalece el derecho general de mantener una ratio razonable al derecho de un particular a elegir el colegio para su hijo.

La contradicción refleja el choque de pareceres dentro de este órgano del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, donde conviven quienes piensan que prevalece el derecho del alumno por encima de la ratio y los que opinan lo contrario. Lo importante de este último auto es que servirá a la Junta de asidero para defender sus tesis en los cientos de recursos que se están planteando contra su sistema de escolarización. Sólo en este curso, más de 200 alumnos han entrado en Sevilla en los colegios que querían sus padres gracias a los recursos planteados en el TSJA.

Estos padres han defendido sus intereses de un modo legítimos y se han visto amparados hasta ahora por la doctrina del Alto Tribunal, pero nadie pone en duda de que la escolarización a la carta que ha provocado la resolución favorable de estos recursos ha terminado por generar problemas aún mayores que la no admisión de un alumno en un centro. Algunos colegios concertados de la ciudad han visto cómo se rompían al alta sus previsiones de escolarización y tenían que modificar sus planes para atender la demanda no prevista.

Y Educación, por su parte, se topaba con que la Justicia actuaba como un poder paralelo que resquebrajaba su sistema de escolarización al poner en duda uno de sus principios fundamentales: que una ratio baja favorece la calidad de la enseñanza. El nuevo fallo abre la puerta a que la Junta recupere el control sobre el sistema y no se encuentre con listas de alumnos infladas por los recursos, algo con lo que ganarían todos.

  • 1