El último anticipo del año para los pueblos

Un tercio de los municipios se acogen a la tercera convocatoria del FEAR para préstamos a interés cero.

el 26 dic 2014 / 12:00 h.

Vista de San Juan de Aznafarache, que se ha acogido a dos líneas de financiación. / Javier Cuesta Vista de San Juan de Aznafarache, que se ha acogido a dos líneas de financiación. / Javier Cuesta No se puede entender como un aguinaldo –porque lo tendrán que devolver–, pero sí al menos es un regalo para aliviar a las ya históricamente mermadas haciendas municipales. El Fondo de Anticipos Reintegrables (FEAR) de la Diputación de Sevilla ha completado la que es su tercera y última convocatoria de 2014 y lo hace con más de un tercio de los municipios acogiéndose a esta fórmula de préstamos a coste cero que sirven de apoyo para saldar la deuda con los bancos, operaciones de crédito a corto plazo o para cofinanciar inversiones. Al final han sido 36 ayuntamientos los que se han adherido a esta convocatoria, que ponía en carga un total de 20 millones de euros –10,2 millones sobrantes de las dos anteriores más otros 9,8 millones más que se han incluido en este fondo–. La ventaja: los ayuntamientos que se habían acogido a las dos convocatorias anteriores podían repetir. Eso se ha visto reflejado en las solicitudes: sólo hay dos municipios, Tomares y Cantillana, que se estrenan en los FEAR. Como en convocatorias anteriores, estos se dividen en tres líneas de créditos: una para financiar inversiones, una segunda para refinanciar préstamos a largo plazo con los bancos y ahorrarse intereses y una tercera para operaciones a corto plazo. Esta última vuelve a ser la más solicitada –en una quincena de casos–, aunque no es la cantidad más solicitada (4,2 millones). De esos, se lleva la palma Tomares, que solicitó 2,1 millones de euros para atender necesidades transitorias de Tesorería, para lo que se le ha concedido finalmente 1,9 millones. Tras él, se sitúa Morón, que en la segunda convocatoria ya recibió 1,2 millones para este fin y que esta vez percibirá 538.112 euros. La Algaba, Cantillana, Casariche, Gelves, Huévar del Aljarafe, Marchena, Marinaleda, Los Molares, San Juan de Aznalfarache, Villanueva del Río y Minas, Villaverde del Río y Palomares también se han adherido, este último con una cantidad mínima de 8.654 euros. Todos ellos deverán devolver las cuantías solicitadas en un plazo de once meses. La segunda línea más solicitada es la de anticipos para financiar inversiones, que se devolverá en un plazo de 110 meses. Hasta trece consistorios se han acogido, con una cuantía bastante suculenta. En concreto, supone más del 40 por ciento del montante total, con 8,6 millones de euros. Entre ellos, figuran economías saneadas que habían visto en esta línea de los FEAR, una oportunidad para revitalizar sus territorios. Ahí está el caso de Dos Hermanas, que recibirá un anticipo de 2,6 millones o La Rinconada, que contará con algo más de un millón. También entran en este bombo ayuntamientos como el de Arahal y Las Cabezas de San Juan (con 1,2 millones cada uno), Aznalcázar, Burguillos, Castilleja del Campo, Olivares, Pedrera, Peñaflor, La Puebla de los Infantes, Villamanrique, Villanueva del Ariscal y San Juan de Aznalfarache, que se ha acogido a dos líneas de financiación. La última línea, y a la que se han acogido once municipios, es la que concierne a la liquidación de la deuda con los bancos para así ahorrarse dinero en intereses de devolución. Es decir, son municipios que, en el pasado, tuvieron que recurrir a las entidades financieras y que ahora sufren una losa pesada en sus arcas como consecuencia de aquellos préstamos. Ocho ayuntamientos ya habían recurrido a esta fórmula para desprenderse de las trabas bancarias, como son Coria del Río, que recibirá cerca de dos millones tras el medio millón anticipado en la última convocatoria; Arahal, con 876.585 euros. En ese club se sitúan también Alcalá del Río (788.927 euros), El Viso del Alcor, con 620.450, Paradas (486.769), La Puebla del Río (476.258), Bormujos (432.831) y Algámitas, con 79.625 euros. Sí se estrena en esta línea de préstamos –que no en los FEAR– Burguillos, San Nicolás del Puerto y, especialmente, Bollullos de la Mitación, que recibirá 1,2 millones que deberá devolver, como el resto en un plazo de diez años. La Diputación cierra, con este último montante de 20 millones –el total de solicitudes de los ayuntamientos ascendía a 24 millones–, todos los anticipos previstos para este curso, que se ha realizado en tres fases.

  • 1