Local

"El único contrato a Del Nido fue una cena en Banús"

El fiscal cuestiona cómo contacto Jesús Gil con el presidente del Sevilla para contratarle como asesor jurídico ante la fiscalización del Tribunal de Cuentas, servicios por los que cobró seis millones de euros.

el 15 abr 2011 / 12:52 h.

TAGS:

El caso Minutas, sobre los elevados honorarios que cobró José María del Nido por asesorar jurídicamente al ayuntamiento marbellí, comienza a hacer mutis por el foro. El telón baja lentamente, aunque los focos siguen rodeando al presidente del Sevilla C.F., para quien el fiscal Anticorrupción, Francisco Jiménez Villarejo, elevó recientemente la petición de pena de 13 a 30 años. Ayer explicó por qué: "El único expediente de contratación fue una cena en Puerto Banús".

 

"Hubo confusión entre lo público y lo privado, que es uno de los factores del surgimiento y desarrollo de la corrupción", dijo. No pronunció el nombre maldito, Malaya, porque no pudo, pero sí pasó por la cabeza de los presentes en la sala.

El fiscal demostró su dominio del sumario, encontrando contradicciones en las declaraciones de testigos, citando documentos y relatando su interpretación de lo hecho en Marbella por Del Nido, llamado por Jesús Gil para asesorarle ante la fiscalización del Tribunal de Cuentas.

La Fiscalía cree que el abogado ingresó entre 1999 y 2003 más de seis millones de euros. En las cuestiones previas, ya habló de "cantidades infladas, no justificadas o maquinadas desde la alcaldía, ya fuera por Gil o Julián Muñoz, para pagar a asesores externos como Del Nido", a quien le imputa prevaricación, malversación, ilícito societario, falsedad documental, deslealtad profesional, fraude y tráfico de influencias.

Insistió en que no hubo control financiero en el Ayuntamiento ni en las sociedades municipales, y cuestionó cómo Gil contactó con Del Nido en el club financiero "anexo a su casa" desde donde gobernaba y donde instaló la asesoría jurídica. Su relación fue "de tú a tú", y, aunque no cuestionó su profesionalidad señaló: "No hemos visto su currículum, no acreditó su valía". "Ello fue nefasto para el Ayuntamiento, que fue descapitalizado", alegó, y criticó que "todo el mundo al final le echa la culpa al muerto" cuando quienes rodeaban a Gil apoyaba este "sistema paralelo".


  • 1