Local

El Virgen del Rocío supera la espera tope de 60 días para el especialista

Es el único hospital andaluz con esta demora, que sufren 112 pacientes. En Sevilla la consulta tarda de media 45 días, las pruebas 19 y las operaciones 51 y 62

el 13 jul 2013 / 23:30 h.

TAGS:

Un total de 56.219 sevillanos se encuentran esperando la primera consulta para el especialista a la que le ha derivado su médico de cabecera. La espera media es de 45 días, tres más de los que esperaban los pacientes hace un año, pero dentro de los límites establecidos por el Decreto de 2004 por el que la Junta garantiza que si esperan más de 60 días pueden acudir a la sanidad privada y el SAS correrá con los gastos. Actualmente solo hay 112 pacientes en esta situación en Andalucía y los 112 pertenecen al área hospilaria del Virgen del Rocío, donde la espera media es de 47 días, si bien en el caso de especialidades como digestivo o dermatología supera los 55. RADIOGRAFIA DIGITALLa Consejería de Salud acaba de hacer públicos los datos actualizadas de las listas de espera para las consultas externas, las pruebas diagnósticas (el SAS paga su realización en la sanidad privada a partir de los 30 días de espera) y la cirugía (el tope máximo es de 180 días para 700 procedimientos y 120 para los once más comunes que incluyen 71 técnicas). En el caso de las consultas de especialistas, de los 56.219 pacientes actualmente en lista de espera, 18.609 pertenecen al Virgen del Rocío, 12.440 al Macarena donde la espera media es de 40 días (las especialidades con más demora son traumatología con 50 días y digestivo con 47) y 14.220 al Valme, con una demora media de 48 días (54 en neurología y 52 para el otorrino). El resto pertenece al hospital de Osuna, los centros de alta resolución de Écija, Utrera y la Sierra Norte, y el hospital concertado de San Juan de Dios para el Aljarafe. Tanto en el Rocío como en el Macarena el tiempo medio de espera ha aumentado respecto al año pasado, tres y cuatro días respectivamente. En Valme permanece igual. Respecto a las intervenciones quirúrgicas, Sevilla es la provincia donde más esperan los pacientes para operarse: 51 días para los procedimientos más comunes (6.075 sevillanos están pendientes de una operación de este tipo) y 62 para aquellos cuyo tope previsto es de 180 días (14.059 pacientes en lista). En ambos casos esperan una semana más que hace un año. En Andalucía hay 494 pacientes que ya llevan más de 180 días esperando y por tanto tienen derecho a operarse en un centro privado y que el SAS pague la intervención. Otros 158 superan los 120 días esperando para cirugías comunes como las de cataratas, hernias, amigdalitis o varices. Entre ellos, parte de los 75 pacientes del Valme en lista de espera para ponerse una protésis en la cadera, ya que la demora media para esa intervención en este hospital es de 130 días. En Valme en total hay 3.884 personas en las listas de espera quirúrgica y la demora media es de 53 días para las operaciones más comunes (cuatro más que hace un año) y de 67 para el resto (seis más que en 2012). En el Virgen del Rocío hay 6.787 usuarios pendientes de una intervención programable y llevan de media 55 días esperando (nueve más que hace un año) para los procedimientos más habituales y 61 para el resto (ocho más que en 2012). Macarena es el hospital donde más ha crecido la demora media ya que los 4.921 usuarios tardarán 14 días más en ser intervenidos que el año pasado, siendo el tiempo medio de espera de 54 días para las operaciones más comunes y de 70 para el resto. En los tres centros de la capital la mayor demora se da en operaciones relacionadas con las articulaciones, además de las lesiones de rodilla o cadera. El SAS garantiza que hará las pruebas diagnósticas pedidas por el médico de cabecera o el especialista en consultas programadas en un máximo de 30 días o pagará su realización en un centro privado. 6.809 sevillanos están en espera y ninguno supera ese plazo. Llevan de media 18 días (uno más que hace un año). Los del Macarena son los que más esperan –20 días– frente a los 16 del Rocío y Valme (este último ha reducido la demora cinco días frente a 2012). Las que más tardan son las pruebas respiratorias, de esfuerzo, y endoscopias y ecocardiografías.

  • 1