Local

En el poder nadie es ingenuo

Pacto. En los últimos años hemos tenido dos mociones de censura surrealistas en Sevilla. La primera fue en Camas, donde la retirada a última hora de una tránsfuga, impidió al PSOE desbancar a IU.

el 15 sep 2009 / 01:46 h.

Pacto. En los últimos años hemos tenido dos mociones de censura surrealistas en Sevilla. La primera fue en Camas, donde la retirada a última hora de una tránsfuga, impidió al PSOE desbancar a IU. Ya no tuvieron más opción de reactivarla, aunque surgió otra tránsfuga a la que hubiera podido convencer. Y la otra se produjo esta semana, cuando el PSOE se la jugó al PA en Las Navas de la Concepción. El PSOE apuró todo el plazo sin nombrar a un sustituto para el alcalde, como se había comprometido con el PA a cambio de que retirara su reprobación.

Negociación. No nombraron a un sustituto para Antonio Gutiérrez Lora, el alcalde que no cuenta con el beneplácito del PA ni tampoco con el de algunos socialistas, como lo demostró el tránsfuga Antonio José Polonio, porque dentro del propio PSOE no había consenso. Y alguien desde la dirección provincial dio la orden de que era mejor dejar las cosas como estaban y que si llegaba el 13 de marzo -la fecha fijada para el pleno en el que el regidor iba a renunciar- y no había candidato, pues no pasaba nada.

Ruptura. Efectivamente, no pasa nada, porque los andalucistas se quedaron con un pasmo de narices cuando fueron a reactivar su moción de censura y el secretario municipal se encargó de recordarles que no es viable que los mismos ediles firmen más de una en un mandato. Cosa que debería saber el PA. Ha sido una jugada maestra, sobre la que la dirección provincial del PSOE prefiere no pronunciarse porque este asunto tiene eso, un tufillo de traición. Claro que de todo se aprende y no será posible repetirla dos veces.

ogranado@correoandalucia.es

  • 1