sábado, 20 abril 2019
17:07
, última actualización
Local

«En ‘Los hombres de Paco’ nos tomamos muy en serio el humor»

La serie vuelve mañana a la parrilla de Antena 3 con más acción en un ‘thriller' apocalíptico.

el 15 feb 2010 / 20:26 h.

Paco Tous, el inspector Miranda en la serie.

Paco Tous vuelve a ponerse al frente del grupo de policías algo torpes pero honrados que protagonizan Los hombres de Paco, una serie donde la comedia y el drama se mezclan continxxuamente, lo que supone "un lujo" para este actor forjado en el teatro que está "muy agradecido a la televisión".

La octava temporada de Los hombres de Paco llega mañana por la noche a Antena 3 con nuevos personajes en la comisaría de San Antonio, y con el inspector Miranda (Paco Tous) dirigiendo al grupo de esforzados policías que se enfrentarán ahora a una trama criminal "que está rozando el satanismo", explica el actor sevillano en una entrevista con Efe.

La ficción, producida por Globomedia para la cadena, se estrena con una imagen radicalmente distinta: un thriller apocalíptico de dimensiones épicas que no perderá su esencia más cómica y disparatada. "Son ya cinco años como Paco Miranda", puntualiza Tous cuando se le pregunta sobre su manera de enfocar su personaje en esta nueva entrega, y añade que lo primero "es pensar que es mi trabajo, por tanto intento hacerlo lo mejor posible, y eso significa también renovar la ilusión".

Los hombres de Paco fue la primera serie policial de comedia que se estrenó en España, pero el paso del tiempo y los cambios de personajes no parecen haber hecho mella en su audiencia: el año pasado se despidió con casi cuatro millones de espectadores y un 27,2 % de share, lo que su protagonista achaca al ambiente de "superación, en el que todos competimos sanamente".

La pérdida de varios compañeros a manos de la camorra en la última temporada ha propiciado la llegada a la comisaría de otros nuevos, como la inspectora Reyes (Goya Toledo), que llega a San Antonio para cubrir el hueco dejado por Montoya (Aitor Luna), fallecido en el tiroteo de la Camorra, y que mantendrá una tórrida aventura con Aitor (Mario Casas), a pesar de la diferencia de edad. Precisamente de Aitor se encapricha la hija de la inspectora, Lis (Patricia Montero), que llega a la comisaría de San Antonio junto a otros tres becarios: Dani (Marcos García), Goyo (Álex Hernández) y Amaya (Ángela Cremonte). El forense Deker (Benjamín Vicuña), un mujeriego capaz de comerse un bocadillo mientras realiza una autopsia, completa el elenco de nuevos personajes.

A lo largo de la historia de esta serie ha habido "algunos lavados de cara" que le han permitido mantenerse como referencia de la ficción española, según declara Paco Tous, pero hay una tónica que se mantiene desde un principio: "Nos tomamos muy en serio el humor", y añadió que en esta ficción "no hay personajes falsos ni caricaturizados, son muy de verdad, por eso sirven para que a través de ellos se aborden tramas a veces esperpénticas, a veces románticas".

  • 1