Local

¿Es mejor el nuevo iPhone?

Son muchos los que estaban esperando con especial interés las novedades de la segunda generación del iPhone de Apple y su presentación en sociedad no defraudó.

el 15 sep 2009 / 06:27 h.

TAGS:

Son muchos los que estaban esperando con especial interés las novedades de la segunda generación del iPhone de Apple y su presentación en sociedad no defraudó, -tampoco provocó grandes algarabías-, a los usuarios que han visto incrementadas sus posibilidades de conectividad móvil.

La semana pasada era presentado en la Conferencia Mundial de Desarrolladores de San Francisco el nuevo terminal de Apple, un teléfono móvil diferente que costará unos 130 euros, y que cuenta con conexión 3G, con GPS y todas las prestaciones de la primera generación: usabilidad, iPod, pantalla táctil y el diseño inconfundible de Apple.

Se trata sin duda de una revolución de la telefonía móvil. Muchas de las opciones que ofrece, ya existían en el mercado; sin embargo Apple, muestra algo que difiere de lo que venía siendo habitual en el mercado. Un tentador teléfono de algo más de 100 euros que ofrece unas opciones de usabilidad infinitamente mayores a las que hasta ahora se podían disfrutar.

Bajo un diseño muy atractivo, iPhone invita a usar la tecnología 3G o de tercera generación que, lejos de funcionar a través de GPRS como sucedía hasta ahora en España, o mediante wifi como lo hacía el primer modelo, lo hace mediante la conexión tribanda. Esta nueva fórmula permite la transmisión de datos en cualquier lugar del mundo, con una mayor velocidad y un menor coste para los usuarios. Así, el nuevo teléfono móvil iPhone permite una mayor orientación del cliente ya que presenta un servicio de GPS que ubica y sigue el desplazamiento del portador sobre un mapa y que, según el blog especializado Celularis, utiliza el posicionamiento mediante redes GSM.

Una tercera novedad es su batería. El consejero delegado de Apple, Steve Jobs, desveló en la presentación que frente a la débil alimentación del primer iPhone, el nuevo modelo permitirá cinco horas de conversación, seis horas de navegación por la web, siete horas de vídeo, 24 de audio y 300 horas en espera.

Además es importante destacar la nueva estrategia de distribución de la compañía. Si el anterior teléfono sólo llegó a Estados Unidos y algunos países de Europa, la nueva generación se estrenará en 70 países de todo el mundo a lo largo de este año. Es cierto que la primera distribución, que comenzará el 11 de julio, sólo se llevará a cabo en 22 mercados, pero España corre la suerte de ser uno de ellos.

Pero si lo que busca en el móvil son opciones de entretenimiento, el nuevo iPhone no las satisfará en su totalidad. Si se hace un repaso por algunas de las opciones del teléfono móvil, se puede observar que iPhone se queda atrás en varios factores.

Los aspectos negativos de iPhone comienzan por su cámara de fotos. El nuevo terminal de Apple presenta una cámara fotográfica con una calidad de dos megapíxeles. Teniendo en cuenta que en el mercado actual existen algunos teléfonos que incorporan resoluciones de cámara de hasta 6 megapíxeles, la calidad de la cámara del iPhone podría calificarse de mala.

Asimismo, su memoria de 8 GB se queda corta en cuanto a lo que a capacidad de almacenamiento se refiere. Las fotografías, la música, las descargas o los vídeos que se almacenen en el móvil no podrán tener mucho volumen. Es cierto que existe la opción de obtener el iPhone de 16 GB de memoria pero su precio ya no sería de 130 euros.

Esta falta de nuevos alicientes, ha llevado a los inversores a mostrar su decepción en los mercados e inesperadamente Apple perdió, con la presentación de iPhone, un 2% en bolsa, justo lo que ganó su rival RIM, fabricante de la BlackBerry, líder en el mercado de teléfonos inteligentes capaces de recibir correos electrónicos.

Los que esperaban de Apple un teléfono lleno de novedades quizá no han quedado lo suficientemente satisfechos con el segundo iPhone, pero lo que deberían plantearse es si necesitan los servicios que ofrece y si merece la pena por ese precio. Un precio tentador pero inútil si van a usar el móvil para sus funciones más tradicionales: llamar y enviar mensajes.

  • 1