Local

Espadas promete trabajo para los 3.000 parados sin ayudas

El candidato del PSOE visita la Encarnación y defiende que el “único problema” fue el sobrecoste

el 13 may 2011 / 19:14 h.

TAGS:

Las 3.000 personas sin empleo que en los próximos meses se quedarán sin prestaciones sociales trabajarán en tareas como la conservación de zonas verdes u obras menores en calles si el PSOE mantiene la Alcaldía tras el 22-M. Así lo prometió ayer el candidato socialista, Juan Espadas , quien propuso un plan de choque municipal para contratar a parados que hayan agotado las ayudas.


En el acto de presentación de su programa económico a UGT, Espadas planteó que el Ayuntamiento debe buscar fórmulas para evitar la exclusión social de estas familias "y lograr que cuenten con algún tipo de ingresos".


En primer lugar, el alcaldable socialista explicó que se identificarán a las personas que se encuentren en esta situación "con equipos de servicios sociales en los distritos que trabajarán con la Junta en las oficinas de empleo ". En su opinión, en los próximos meses habrá unas 3.000 personas en Sevilla que pierdan sus prestaciones y a ellas iría destino su plan de choque, similar al Proteja de la Junta pero municipal. Eso sí, admitió que requiere una modificación presupuestaria, de modo que "en cada barrio se seleccionen las tareas y trabajos que pueden desempeñar estas personas desempleadas como mantenimiento de zonas verdes, mejora de accesibilidad, obras en calles o viviendas, obras menores y actuaciones concretas que respondan a demandas vecinales para terminar o arreglar asuntos no resueltos".


"La fórmula que planteo -detalló Espadas- es una contratación temporal de estas personas desempleadas para que puedan reengancharse al mercado laboral y esa medida irá acompañada de un proceso de formación laboral, algo para lo que pido la colaboración de UGT Sevilla".


El alcaldable del PSOE, además de presentar su programa para Este-Alcosa-Torreblanca que incluye rehabilitar Alcosa y Torreblanca y un pabellón cubierto en Sevilla Este, visitó ayer el mercado de la Encarnación y el mirador de las setas (y será el único alcaldable que lo haga). Allí admitió que su "único problema ha sido el elevadísimo coste final de la obra, con el que no se contaba al principio". No obstante, abogó por recuperar cuanto antes la inversión.


Espadas defendió que la obra de Jürgen Mayer es uno "de los elementos más importantes del último mandato de los socialistas". De hecho, destacó que el New York Times lo define como "una catedral sin paredes" y que aparece entre los cinco proyectos más importantes de este año "en una prestigiosa guía sobre Arquitectura, donde dice que el que quiera saber lo que sintió Alicia en el País de las Maravillas que venga a Sevilla". "Es ya un icono que con el tiempo irá ganando mucho más", sentenció Espadas.

  • 1