Deportes

España tira de orgullo para empatar ante Irán

La selección española no pudo estrenarse con una victoria en el Mundial tras empatar (3-3) ante Irán en un emocionante encuentro. Foto: EFE

el 15 sep 2009 / 16:05 h.

La selección española no pudo estrenarse con una victoria en el Mundial tras empatar (3-3) ante Irán en un emocionante encuentro. Pese a las heroícas tablas, -los de Venancio López llegaron a ir perdiendo 0-3- la vigente campeona del mundo sufrió más de lo esperado ante uno de los combinados menos potentes.

El empate deja un sabor agridulce al combinado español, que, pese a llegar al descanso con un 0-3 en contra, logró con mucho esfuerzo igualar el partido y hasta dispuso de un doble penalti a su favor a falta de 20 segundos para la conclusión, aunque el disparo de Kike dio en el cuerpo de Nazari, el meta iraní. La locura del envite favoreció a los asiáticos, más afortunados de cara a la portería rival.

España se hizo fácilmente con el control del balón desde el primer minuto, aunque chocó siempre ante un rival ordenado atrás y con una excelente presión. El primer aviso del partido lo dio el capitán de la 'Roja', Javi Rodríguez, con un potente disparo que Nazari desvió a córner en el primer minuto. Irán, sin embargo, aprovechó los espacios que dejaban los de Venancio López en defensa para salir a la contra.

Los asiáticos asustaron por primera vez con Hashamzadez en el minuto 2, cuando Amado se lució con una soberbia parada. Con todo, no pudo hacer lo mismo dos más tarde, cuando Taheri hizo el 0-1. Pese al gol, el encuentro siguió con dominio español.

En el minuto 12, una peligrosa falta a favor de España terminó con el balón en el fondo de la red de la Roja. El chut de Álvaro fue a parar en la barrera y la estrella del cinco iraní, Vahid Shamsaee, colocó el 0-2. Venancio López pidió entonces un tiempo muerto para poner orden al desconcierto, aunque sólo 17 segundos después Irán anotó el 0-3.

Tras el descanso, los campeones del mundo sacaron su casta. Torras logró a los dos minutos el 1-3. España se volcó en ataque sin suerte. Sin embargo, a la media hora de partido Borja logró romper la defensa iraní con el 2-3. Encerrado atrás, Irán renunció al ataque y se metió en su campo a la desesperada. Sin embargo, Torras consiguió el definitivo 3-3 en el minuto 36.

  • 1