Economía

España vende la reforma europea del vino como un triunfo

Los ministros de Agricultura de la UE aprobaron ayer una reforma del sector del vino flexible que permite mantener durante un plazo transitorio las medidas actuales de ayuda, ofrece un pago directo al viticultor y retrasa en gran medida la liberalización del cultivo de viñas en Europa. Foto: EFE.

el 14 sep 2009 / 21:43 h.

Los ministros de Agricultura de la UE aprobaron ayer una reforma del sector del vino flexible que permite mantener durante un plazo transitorio las medidas actuales de ayuda, ofrece un pago directo al viticultor y retrasa en gran medida la liberalización del cultivo de viñas en Europa.

La reforma de la Organización Común de Mercado (OCM), que España considera muy satisfactoria, mantiene los fondos para el sector pero modifica la forma de repartirlos: una parte para planes sociales que propicien el arranque en zonas menos competitivas y otra para sobres nacionales que los gobiernos repartirán según su criterio. Se introduce un pago novedoso para el viticultor y a la vez permite la continuidad, en un plazo de 4 años, de subsidios a los que estaba acostumbrado el sector.

Por otra parte, se conserva hasta 2015 la limitación del cultivo a través de los derechos de plantación, e incluso los países podrán atrasar la liberalización hasta 2018.

La OCM ha tenido hasta ahora un presupuesto de 1.268 millones anuales, que según la reforma podría ascender a 1.350 millones en 2015. España, principal perceptor, recibirá un 31% de esos fondos. El arranque de 400.000 hectáreas de viñas, que escandalizó al sector, queda en un abandono voluntario de 175.000 en la UE.

Dentro de los "sobres" una victoria para Francia, Italia y España ha sido que se mantengan apoyos a la destilación de crisis, al mosto y a la destilación para alcohol de uso de boca (para brandy o licores). En principio, la reforma apenas afecta al sector vitivinícola de Andalucía.

  • 1