Local

Expulsado de España por intentar secuestrar a una niña en el Polígono Norte

Este hombre, de origen Keniata, ha sido condenado a año y medio de cárcel tras el intento de secuestro y luego incumplir la orden de alejamiento respecto a la menor.

el 17 may 2014 / 11:04 h.

TAGS:

La Audiencia de Sevilla ha condenado a un ciudadano de Kenia a un año y medio de cárcel, que se sustituirá por la expulsión de España, por intentar secuestrar a una niña menor de edad y luego incumplir la orden de alejamiento respecto a ella. Una sentencia de la Sección Primera de la Audiencia, a la que ha tenido acceso Efe, explica que sobre las 13 horas del 6 de mayo de 2012, el acusado Joe K., de 32 años, se acercó a la menor cuando jugaba cerca de la confitería que regenta su familia en el Polígono Norte de Sevilla. El acusado la sujetó fuertemente del brazo, impidiendo que la menor pudiera marcharse, si bien ella se agarró a una papelera y finalmente consiguió zafarse y escapar.   Como consecuencia de estos hechos, el juzgado de instrucción 20 decretó la prohibición del acusado de acercarse a la menor o a su vivienda, pese a lo cual "ha estado pasando delante del domicilio de la menor diariamente y hasta dos veces al día hasta el 12 de julio de 2012", fecha en la que fue detenido.   La Audiencia condena a Joe K. por un delito de detención ilegal a un año y medio de cárcel, que se sustituirá por su expulsión de España dada su situación administrativa irregular, y a otros 24 meses de multa con cuota diaria de 6 euros, lo que equivale a 4.320 euros, por un delito continuado de quebrantamiento de medida cautelar.   En su defensa, el imputado negó los hechos y su abogado argumentó que no se había acreditado cual era el objetivo del fallido secuestro, pero los jueces responden que "ningún propósito específico se requiere para completar" el delito y los móviles "son irrelevantes".   En este caso, el delito fue corroborado por la declaración de la niña y de su padre, que inmediatamente dio aviso al 061 de que "una persona de color había intentado llevarse a su hija".   Los policías que acudieron al lugar manifestaron que el padre de la chica había localizado a esa persona y que, delante de los agentes, "el padre consultó a la menor si era él el acusado y ésta dijo que sí".   Además, la chica identificó al procesado durante el juicio y declaró que "después de la orden de alejamiento seguía pasando casi a diario" por delante del negocio familiar.

  • 1