domingo, 09 diciembre 2018
23:59
, última actualización
Feria de Abril

Facua denuncia que en las casetas municipales piden dinero por usar los aseos

Alerta además que se ha detectado "falta de limpieza".

el 08 may 2014 / 13:56 h.

La organización de consumidores FACUA ha denunciado hoy que en las casetas municipales de libre acceso de la Feria de Sevilla se pide una cantidad "voluntaria" de dinero por entrar en los aseos, donde además se ha detectado "falta de limpieza". Estos datos son el resultado de un estudio realizado por FACUA Sevilla sobre veinticuatro establecimientos ubicados en el recinto ferial y sus alrededores, y en el que se han detectado "algunas irregularidades" que vulneran la normativa que protege los derechos de los consumidores, según asegura un comunicado de la organización. FACUA ha detectado que los trabajadores encargados de los aseos hasta la hora de cierre siguen manteniendo la "costumbre" de pedir una cantidad voluntaria a los usuarios para su utilización, incluso con carteles en todos los baños que indican "la voluntad, gracias". Además, el estado de limpieza y suministro de material higiénico en los servicios resultaron "inadecuados", pues faltaba en todos papel higiénico, jabón y secamanos, y en cinco de las siete inspeccionados se detectaba suciedad, restos de papeles y vasos en el suelo. Por otra parte, la evaluación de los veinticuatro puestos comerciales que se dedican a la venta directa al público de productos comestibles concluye que en ninguno de ellos se protegen alimentos a granel sin envasar, tales como los trozos de coco, los altramuces y las chufas, carentes de vitrinas de cristal que eviten su deterioro. Además, sólo en uno de los puestos las tradicionales manzanas recubiertas de chocolate estaban debidamente presentadas en plásticos de celofán. puesto-feriaSin embargo, la exposición al público de los precios de los productos en los veinticuatro puestos evaluados cumple con la normativa, pudiendo ser consultados por los clientes sin dificultades. Respecto a la inspección de las seis casetas públicas que representan a los once distritos de la ciudad, FACUA ha comprobado que todas cumplen satisfactoriamente las condiciones exigidas en cuanto a visibilidad de los carteles sobre la existencia de hojas de reclamaciones, los que advierten de la prohibición de fumar, los que recuerdan la obligación de no vender alcohol a los menores y los que señalan la disponibilidad de equipos de desfibrilación. En cuanto a la conservación de los alimentos, se observa como "incumplimiento común" la no disposición de protecciones para productos perecederos y no envasados, como las almendras fritas y aceitunas, en contacto con el aire en bandejas que no cuentan con vitrinas habilitadas para ello.

  • 1