Local

Fallece una mujer en una operación de aumento de pecho

Una mujer de Málaga de 53 años falleció en una clínica de Buenos Aires horas después de que fuera sometida a una operación de aumento de pecho en un hospital de la capital argentina.

el 14 sep 2009 / 23:44 h.

TAGS:

Una mujer de Málaga de 53 años falleció la noche del martes en una clínica privada de Buenos Aires horas después de que fuera sometida a una operación de aumento de pecho.

La víctima es María Barbero, española, divorciada, de 53 años y residente en Málaga, que había viajado a Buenos Aires con su actual pareja para visitar a unos familiares y, de paso, someterse a una mastoplastía, una intervención quirúrgica que tiene como fin la reducción del pecho.

El fallecimiento de la mujer se produjo entre las 20.30 y las 23.30 horas del martes, hora local (las 23.30 y las 2.30 horas en España) en la Clínica López Bandera, propiedad del médico argentino Raúl López Bandera.

La denuncia fue presentada en una comisaría de Buenos Aires por un sobrino de la fallecida, que acusó a la clínica de haberle ofrecido dinero para adulterar el certificado de defunción y atribuir la muerte a "causas naturales". Es la información que recogen varias noticias publicadas en la prensa local.

Negocio en auge. La capital argentina está registrando un creciente turismo sanitario de españoles, europeos y estadounidenses que buscan aprovecharse de la buena formación de los médicos y dentistas del país y con precios más bajos en pesos, una moneda devaluada frente al euro y al dólar americano.

De hecho, el precio de una cirugía de implante de silicona en el pecho puede costar unos 1.500 euros, mientras que en las clínicas españolas las intervenciones de aumento de pecho oscilan entre 4.000 y 8.000 euros. Y a esto hay que añadir el precio de la prótesis -unos 3.000 euros- y cada jornada de ingreso -entre 1.200 y 1.600 euros-, según El Mundo.

Entre otros ricos y famosos, en la clínica bonaerense donde falleció la mujer de Málaga, se han sometido a operaciones de estética el bailarín de danza clásica Julio Bocca y la actriz Florencia de la Vega, según informó el Canal 5 de televisión argentino. La Fiscalía estudia si hubo mala praxis médica y ha ordenado la autopsia del cadáver.

  • 1