Deportes

Febrero es el peor mes goleador de Rubén Castro

En los cinco años que lleva en el Betis solo anotó cinco goles por estas fechas: en marzo, abril y mayo promedia el doble.

el 17 feb 2015 / 11:24 h.

RuBenAlbacete Rubén Castro, el domingo en Albacete (LOF) Rubén Castro está firmando esta temporada los mejores registros goleadores de su carrera, pues a las alturas de Campeonato que estamos  (25 partidos de Liga jugados) lleva ya anotados 15 goles, uno más de los que llevaba en la jornada 25 de la 2010/11  (cuando acabó con 27) y dos más que en la 2012/13, su mejor campaña en Primera, que concluyó con 18 dianas. Sin embargo, su bajón en las últimas semanas es evidente: solo ha hecho un gol (en Soria al Numancia) en los cinco últimos partidos, pues ante Albacete, Ponferradina, Sabadell y Sporting no vio puerta, pese a gozar en todos ellos de ocasiones que no suele fallar. Los problemas judiciales por la denuncia de su ex pareja (la Fiscalía le pide dos años de cárcel por malos tratos) seguramente le están afectando en el plano psíquico, pues en el físico, según el propio Mel, estaba “volando en los entrenamientos”. Cuando Rubén no ve puerta el Betis lo nota una barbaridad. Y eso lo sabe bien Mel, pues sus peores rachas al frente del equipo siempre coincidieron con fases de sequía goleadora del delantero canario. En la 2010/11 el Betis encadenó cinco derrotas seguidas en Segunda, justo cuando Rubén (del 2 de enero al 3 de marzo de 2011) estuvo más de un mes (todo el de febrero) sin marcar. En la famosa racha de un punto de treinta de la 2011/12, Rubén solo marcó en Pamplona (2-1), en el último partido de la serie, rota al partido siguiente con dos goles suyos al Valencia sobre la bocina que salvaron a Mel de una segura destitución. En la 2012/13, entre el 13 de enero y el 8 de marzo solo hizo un gol  en Copa, en la peor serie liguera del equipo (seis partidos sin ganar). La pasada campaña, tras salir de su lesión, estuvo sin ver puerta en Liga dos meses, desde el 24 de noviembre al 24 de enero, lo que le acabó costando el puesto a Pepe Mel –7 partidos sin ganar– y también a Juan Carlos Garrido, que no ganó ninguno de los cinco que dirigió, sin goles del canario (solo hizo uno en la Copa al Athletic). Febrero es el peor mes goleador de Rubén, que en sus cinco años en el Betis solo hizo 5 goles en liga: entre marzo, abril y mayo sumó 30, un promedio de diez mensuales, el doble que en el mes del Carnaval y la Cuaresma.

  • 1