Cultura

Felipe Vivas dedica un sombrero a El Correo

el 16 mar 2010 / 20:03 h.

El artista multidisciplinar Felipe Vivas presentó ayer, en el hotel Palacio de Villapanés de la calle Santiago, su nueva colección de sombreros y tocados. Y no lo hizo de forma convencional, sino con las modelos a bordo de unas flamantes Harley Davidson.
Para Tolentino Haute Hats, Hunki Punki y Circus –que así se llama la colección–, el diseñador ha creado varios tocados dedicados a los medios de comunicación locales y nacionales. Con este gesto, Vivas agradeció a los medios la ayuda prestada en las labores de promoción de sus modelos.

“He realizado una alegoría de la prensa andaluza, mezclando moda con prensa local”, explica el artista. Entre sus sombreros y tocados se encuentra uno dedicado a El Correo de Andalucía. Vivas explica que “hemos usado el logotipo de esta cabecera repetido varias veces con un jugador de baloncesto y mimbre”.

El resto de la colección se caracteriza por “trabajos muy bien acabados”, y viene marcada por colores empolvados (gris, rosa, verde, azul) con ornamentos en guipour, redes de organza y seda, madroños, cristales grandes, plumas pintadas a mano...

Felipe Vivas, nacido en Cáceres pero sevillano adoptivo, ha trabajado en ciudades como Londres, Ámsterdam, Nueva York, Washington, Lisboa o Abu Dhabi. Es un artista multidisciplinar con experiencia en el mundo de la decoración efímera, interiorismo, diseño gráfico y cuadros al óleo sobre bases de oro viejo.

Toda este bagaje ha hecho posible el derroche de imaginación que se aprecia en la marca Tolentino Haute Hats, integrada por sombreros y tocados únicos realizados artesanalmente con una técnica muy personal.

Sus influencias se rastrean en los años 20 y 50, con leves pinceladas del futurismo de los 60 y el underground de los 80, mezcladas con un claro estilo barroco. Además, se inspira en diseñadores como Alexander MacQueen, Balenciaga, Dior, Saint Laurent o Gaultier, y en mujeres como Ava Gadner, Jackie Kennedy o Marlene Dietrich. Con las modelos luciendo sus tocados a bordo de las Harley Davidson, el artista confiesa haber buscado “una imagen rompedora” que contrastara con el glamour del desfile.

  • 1